12.213 cursos gratis
8.307.734 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Valores morales para niños

Autor: VIKTOR CANDRO
Curso:
10/10 (4 opiniones) |17259 alumnos|Fecha publicación: 28/10/2009
Envía un mensaje al autor

Capítulo 3:

 Valor de la obediencia

OBJETIVO: Fortalecer y motivar a los niños el aprendizaje de la obediencia, como un medio de establecer relaciones responsables en diversos ámbitos de la vida.

FUNDAMENTACIÓN 

Del Lat. obedire = obedecer

Dentro del proceso de desarrollo, formación e incluso crecimiento integral del niño, no hay un aspecto tan importante, tan debatido,  discutido, polemizado, como el de la enseñanza de la obediencia, por supuesto muy directamente ligado a la disciplina.

La obediencia es la disposición voluntaria de sujetarse a algún tipo de autoridad, que generalmente si divide en dos grandes parámetros: la obediencia a alguien (persona, institución, ley); o la obediencia a Dios.

Algunas palabras que giran en torno de la obediencia, que podríamos decir la explican mucho mejor son: acatar, cumplir, abstenerse, aceptar…aspectos deseables de la práctica de la obediencia cuando la ley, norma, acuerdo implicado causan beneficio a las partes involucradas.

Este valor fundamental en la vida de toda persona le prepara, y abre el camino para una vida social bajo los parámetros mínimos de respeto por las normas, que los hombres establecen para llevarse e interactuar lo mejor posible unos con otros. Esto también responde al orden jerárquico que la vida estructura, colocando a las personas en diferentes niveles de responsabilidad.

El obedecer, cuando es una acción comprendida por la persona que debe cumplir o ejecutar lo establecido (claro, desde los parámetros del bien y la bondad), la hace madurar, entender y participar en diversas interacciones en las cuales saldrá airosa, porque la obediencia forma parte del existir para actuar lo mejor posible, conforme a las leyes divinas del amor y la tolerancia mutua. 

La obediencia trae dominio al carácter del niño, respeto por las normas, por la autoridad, primeramente de sus padres, luego de sus cuidadores o formadores (profesores, tutores, mentores). En un futuro obedecerá en sociedad; lugar de trabajo; su propio negocio; su propia vida; instituciones a las que se adscribe.

En el niño el obedecer debe ser planteado desde el amor que disciplina, corrige, que hace del mandato lo más rentable para su cumplimiento, pues la trasgresión de la norma trae en sí misma el castigo, el látigo, la culpa, el vacío interior….al sentir que se violan parámetros en esencia orientados al bien de la misma persona y la humanidad. Nunca serán lo mismo, por ejemplo, un niño que roba del que no lo hace; un niño que miente del que se abstiene de mentir. Hay una diferencia ética y moral en estos polos del comportamiento, como sucede en el caso de una persona obediente frente a una persona desobediente (voluntariosa, rebelde, indisciplinada)

También puede argumentarse que la obediencia responde al cultivo y ejercicio de la voluntad; ésta  se dispone a velar por la norma, las reglas del juego, los convenios establecidos. Un niño, joven o adulto con buena voluntad, obedece a la autoridad, acata los reglamentos, los acuerdos, de una manera más sencilla, que una persona cuya voluntad es impulsiva o desafiante.

La obediencia en los niños debe ser inspirada por padres que les dan ejemplo de cumplimiento a las normas sociales, a los reglamentos y acuerdos de sus propios trabajos; primordialmente de la sujeción y autoridad ejercida entre los padres, la cual les hace tomar decisiones adecuadas y vivir mejor. Beneficio que los niños perciben.

Si bien  el niño trata de poner a prueba a sus padres en cuanto a su autoridad, con la posibilidad de imponer el comportamiento insubordinado, la obediencia a las normas mínimas de convivencia y respeto en el hogar no son negociables, en el sentido de que deban obviarse o trivializarse; de hecho muchas de las dificultades que los padres contemporáneos tienen con sus hijos adolescentes radica en la pérdida de la autoridad (por exceso de permisividad). Puede decirse que los hijos aprenden (la manipulación) a intimidar a sus padres con sus actitudes, gestos, lenguajes propios…teniendo que dejarles hacer lo que desean por no agravar más la situación.

La autoridad que motiva la obediencia edifica al individuo en respeto, honra, disciplina, humildad, bondad…que son deseables a toda costa en una sociedad con muchos matices de rebeldía, divulgado mediante muchos programas televisivos y demás medios de comunicación.

Como padre/educador debe tenerse muy claro que la rebeldía, el carácter voluntarioso, falto de misericordia, insensible, desafiante, resistente y oposicionista…deben ser combatidos en la formación del niño en aras de una sociedad (hogares) en verdad llenos de unidad y respeto interpersonal.

De modo que la obediencia a las personas puestas por encima de nosotros (la obediencia racional y bondadosa, dignificante) se debe ejercer sin lugar a dudas, así como la obediencia al creador (Dios) que ha establecido sus estatutos eternos en beneficio mismo del hombre. Dicho paradigma universal lo representan Los Diez Mandamientos, Norma máxima de convivencia, obediencia, disciplina, ética y progreso en las personas. No sobra decir que la trasgresión de estos mandamientos día a día se deja entrever en las calamidades y desastres que ocurren entre las personas, al violar las leyes eternas.

ENSEÑAR LA OBEDIENCIA A LOS NIÑOS

- La autoridad se vive adecuadamente entre las figuras que rodean al niño y tienen influencia en su formación a nivel general.

- Padre y madre mantienen un equilibrio sano en las funciones de autoridad, delegadas un poco más en el padre. (Estos jamás resta importancia a la labor de la madre)

- Darles ejemplo de acciones/obras concretas que a ellos se les sugiere hacer. Por ejemplo: ayudan en el aseo u orden porque los padres les dan ejemplo al respecto.

- Enseñarles que Dios desea que los niños se porten bien; esto significa hacer caso para las cosas buenas.

- La autoridad se ejerce bajo el amor no bajo la represión o las implicaciones y consecuencias agresivas que pudieran derivar de transgredir una norma. El niño y la persona en general interioriza que el buen comportamiento es lo más sensato al actuar. Con respecto a este punto muchos hijos/estudiantes tiene más miedo que  respeto a sus padres/maestros; la verdadera autoridad genera respeto porque la norma es dada como ejemplo de dignidad.

- La práctica de valores en general es evidencia de obediencia a los principios éticos y morales. Es bueno reflexionar y analizar con los niños sobre casos en la cotidianidad que implican violar mandatos, desobedecer; así como también apreciar los buenos comportamientos y disciplina en otras personas.

- Acariciar, elogiar, reafirmar cuando el niño obra bien, con cierta espontaneidad. El estímulo indica que algo puede ir por buen camino.

- Explicar al niño en periodos de diálogo, por lo general cuando se presentan dificultades, que la obediencia es incómoda, pero sus resultados posteriores son muy satisfactorios. Por ejemplo: alguien que decide vengarse de otro pudiera resultar en la cárcel de por vida; alguien que se controla y obedece a la ley del perdón no tendrá tantas dificultades con los demás.

- Los mandatos y órdenes dadas a los niños deben ser congruentes y acordes a su edad y condición general. Lo padres a veces olvidan que el niño es un niño. 

BENEFICIOS DE LA OBEDIENCIA PARA EL NIÑO

- Satisfacción constante del deber cumplido.

- Relaciones armónicas y de confianza con sus padres.

- Competencias sociales adecuadas en su entorno educativo, social, cultural, deportivo.

- Respeto y tolerancia por las instituciones diversas.

- Adaptación social.

- Respeto por Dios, mediante sus propios comportamientos (consciencia personal)

- Cumplimiento de sus diversos deberes por mínimos que le sean prescritos.

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:

Al presionar "Recibir" estás dándote de alta y aceptas las condiciones legales de mailxmail

Cursos similares a Valores morales para niños


  • Vídeo
  • Alumnos
  • Valoración
  • Cursos
1. Valores morales para adultos
Valores morales para adultos, en este curso aprenderemos valores morales... [04/11/09]
2.974  
2. Valores morales para jóvenes
Valores morales para jóvenes , la formación de la adolescencia y la juventud... [10/11/09]
8.551  
3. Instrumento terapéutico. Valores y sentimientos
En este nuevo curso de psicología estaremos hablando sobre lo que son las terapias... [17/08/11]
73  

El blog de mailxmail|¿Qué es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail


¿Te gustaría visitar más cursos gratis de Psicología?