12.178 cursos gratis
8.738.148 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Taller de letras

Autor: titina castro
Curso:
9,73/10 (26 opiniones) |9957 alumnos|Fecha publicación: 11/04/2006
Envía un mensaje al autor

Capítulo 5:

 La rima y algo más

Habíamos dejado pendiente el concepto de rima. Ahora voy a transcribir una de las poesías del poeta sevillano Gustavo Adolfo Bécquer.

ALGUNA VEZ LA ENCUENTRO POR EL MUNDO

Y PASA JUNTO A MI

Y PASA SONRIÉNDOSE Y YO DIGO

CÓMO PUEDE REIR?

LUEGO ASOMA A MI LABIO OTRA SONRISA,

MÁSCARA DE DOLOR,

Y ENTONCES PIENSO: ACASO ELLA SE RIE

COMO ME RIO YO.

 Como vemos, el segundo verso de cada estrofa, rima con el cuarto, a pesar de no ser idénticas las terminaciones. Esto es lo que le da musicalidad al poema. También se la da la métrica, que tiene cierta cadencia, característica  de los escritores clásicos románticos.

 Para una canción, ésta sería una letra absolutamente fácil de musicalizar. Y tomando esto como ejemplo, casi no habría más que agregar.

 Ahora puedes ver que algo tan sencillo, es un trabajo laborioso. Porque al escribir, hay que tratar de que haya una rima, en el caso de las canciones. Y que también,que exista una medida.  Pero no es imposible! Hace muchos años escribí una poesía libre que dio luego lugar al título de un libro de poemas, editado posteriormente: La señora del hombre de la música. Era tan libre, que parecía imposible encuadrar dentro del mecanismo de letra. Sin embargo, como el músico tenía interés en ese trabajo, me pidió que lo hiciera...y lo hice! Lleva mucho más trabajo, hay que sacrificar algunas palabras que son difíciles de reemplazar a veces, y hay muchos borradores antes de llegar al trabajo final, pero vale la pena. Como poesía, es muy difícil difundir un trabajo. Becker es un clásico que ha sobrevivido todas las epocas porque pertenece a un tiempo en que las personas devoraban libros.  Neruda, Nervo y cientos de poetas han logrado que sus obras estén en las escuelas, en las librerías, en los diarios y en otros medios de comunicación. Hoy, el lector de poesía es un porcentaje muy pequeño, de modo que la canción es el método más veloz para darse a conocer la obra de un escritor. Mucha gente ha conocido a Miguel Hernández, o a Almafuerte, por citar un ejemplo, gracias a la musicalización de la obra.

 Dependerá del compositor encontrar el apoyo musical para cada letra. El sabrá qué clima darle según el argumento, la temática.

 Hay diccionarios de sinónimos que son de gran ayuda a la hora de encontrar sustitutos a una palabra: por Internet puedes encontarlos. Al igual que las rimas.

 Un tema muy importante es encontrar el modo de que la letra tenga un desarrollo que culmine con un broche. El broche final de una letra es de un impacto trascendental.   Porque toda la atención del oyente estará en el desarrollo, pero lo que lo dejará conmovido es el final. Por eso, a la hora de escribir, hay que guardarse esa carta, para jugarla de lleno en la frase final. Una letra que queda débilmente terminada, desluce todo el desarrollo anterior, por más que éste haya sido perfecto.

 A veces sucede, bastante a menudo, que uno se sienta frente al papel, o a la computadora, y no hay nada qué decir. Y a veces, aún a los que hemos trabajado en esto durante mucho tiempo, nos pasa que nos piden una letra con una temática predeterminada, o no, y no hay de dónde sostenerse. Cómo empezar.

 Todos los comienzos, en todas las áreas, son difíciles, y las letras, o las poesías, no escapan de esto. Pero yo recuerdo el consejo de una gran autora argentina, Eladia Blázquez, que fue quien me tomó el exámen para ingresar como autora a la Sociedad Argentina de Autores y Compositores. Y ese consejo te lo comparto, porque me ayudó siempre y siempre te dará resultado.

 Esa mañana yo estaba sentada en mi banco, como todos quienes ansiábamos entrar al mundo de la canción, esperando mi turno para el examen. Nos repartieron una hoja en blanco, y una pieza musical, en éste caso un tango: San José de Flores. El examen consistía en escribir, con la misma acentuación y métrica, otro tango. A pesar de que me dedicaba a escribir, nunca había incursionado en eso: era absolutamente necesario respetar las pautas dadas y además...tenía un tiempo estipulado para hacerlo!

 No me animaba a poner ninguna palabra. No tenía nada creativo para exponer y mi hoja en blanco llamó la atención de la poeta, que se detuvo un instante a mi lado y me susurró:

- Empiece. Luego va solo....-

 El primer verso del tango decía algo así como "Me da pena verte, San José de Flores..."

 Yo escribí: Aquí estoy de nuevo, ciudad sumergida...

 Si observas, tienen la misma cadencia, la misma métrica. Y sólo fue comenzar. Por supuesto que luego fueron mis nervios luchando por sobreponerme al hecho de que una de las autoras más brillantes leería mi trabajo y sentirme juzgada por ella, a quien admiraba muchísimo. Pero esto es un desafío y comenzó aquella mañana. Y no termina más, porque cada vez es distinto, cada vez hay una hoja en blanco que parece retarnos a éste duelo de inspirar y transpirar. Bien dicen que el porcentaje mayor es de transpiración, porque realmente uno queda agotado. Se ha abstraído de todo, se ha concentrado en eso, y no quiere levantarse hasta darlo por terminado.

 Algunas veces el cansancio es tanto, que ya no produce nada rescatable: entonces es mejor suspender y dejarlo para otro momento.  Si es posible, hay que seguir insistiendo, una vez comenzada la letra, porque esa idea que anda soltando frases en la mente, tal vez en otro momento sea difícil de atrapar. Por lo tanto, creo que es bueno, al menos escribir palabras sueltas que contengan la idea y luego de un descanso, cuando ya no hay otra alternativa, seguir.

 Este es el fin de la clase 4 y no quiero cerrarla sin decirte que es una hermosa aventura.    Es un camino de sorpresa en sorpresa, donde aparecen sentimientos, vivencias y palabras que no teníamos en la conciencia. Es destapar un baúl que habíamos olvidado, y encontrar cosas de cuya existencia no teníamos noticia.

 Un hermoso camino, absolutamente propio, libre, único. Un espacio que nos pertenece,  que nos muestra facetas de nuestro interior casi irreconocibles. Es un proyecto, no importa a qué puerto irá a parar. Es un viaje, cuyo destino puede ser la canción. Es un placer indefinible, que comienza con una hoja en blanco.

 Hasta la próxima...y no te desalientes!

Cayó sobre mi espíritu la noche,

en ira y en piedad se anegó el alma,

¡Y se me revelo por qué se llora!,

¡Y comprendí una vez por qué se mata!

.

Pasó la nube de dolor..., con pena

logré balbucear unas palabra

Capítulo siguiente - Signos de puntuación
Capítulo anterior - La creatividad

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:



MailxMail tratará tus datos para realizar acciones promocionales (vía email y/o teléfono).
En la política de privacidad conocerás tu derechos y gestionarás la baja.

Cursos similares a Taller de letras



  • Vídeo
  • Alumnos
  • Valoración
  • Cursos
1. Taller de escritura. Definición
Conoce lo referente a los talleres de escritura. Existen talleres de escritura para... [23/11/11]
122  
2. Educación infantil. Taller de actividades infantiles
Los talleres de actividades infantiles en la educación infantil fueron... [02/02/11]
558  
3. Análisis de textos literarios. Taller de literatura
En este curso de literatura y lenguaje, vamos a dar algunas pautas de análisis de... [05/05/11]
467  

¿Qué es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail