12.176 cursos gratis
8.741.921 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Psiquiatría clínica. El diagnóstico

Autor: Centre Londres 94
Curso:
10/10 (1 opiniýn) |794 alumnos|Fecha publicaciýn: 03/09/2010

Capýtulo 31:

 Psiquiatría clínica. Revisar los contenidos (3/3)

CONSIDERAR LA EDAD DEL PACIENTE.

Ya se ha aludido al hecho de que en el caso de niños pequeños, la mayor parte de la entrevista de entendimiento debe ser dirigida a los padres. Por el contrario, en el caso de adolescentes el clínico debe ser escrupuloso en dirigir gran parte de la comunicación al paciente. De hecho, a menudo es deseable discutir brevemente el diagnóstico y el plan terapéutico primero con el adolescente a solas, y entonces sugerir que se le podría exponer a los padres también, junto con algunos detalles adicionales. A veces es útil introducir la sugerencia de hacer pasar a los padres con una pregunta como “¿Piensas que tus padres estarán de acuerdo con esto?” Así la escena queda lista para que el adolescente vea al clínico como un aliado que le ayudará a persuadir a sus padres para que cooperen en el plan terapéutico que paciente y clínico han negociado. En el caso de adolescentes más mayores, a menudo es útil pensar en los padres como amigos interesados y partidarios que han acompañado al adolescente, y a quien el adolescente desea que se les informe sobre el diagnóstico y el tratamiento.

ACENTUAR LO POSITIVO; MODERAR LO NEGATIVO.

Al formular un plan terapéutico extenso, es importante considerar las resistencias del paciente y de los padres. Más aún, es igualmente importante mencionarlas en la retrospección de entendimiento. Las familias que acuden a un clínico típicamente se sienten débiles, vulnerables, dañadas, o incompetentes /incapaces. Para ellos es importante aprender que alguien también puede ver sus potencias y cómo estas potencias pueden usarse para resolver los problemas. Por ejemplo: “Afortunadamente, Joe, tienes una buena inteligencia , y le podemos sacar provecho en el programa terapéutico enseñándote algunas formas de desenvolverte. Por ejemplo, puedes aprender algunos modos de compensar tus problemas de memoria auditiva usando memoria visual, en lo que eres bueno”. Otro ejemplo es: “Una de las cosas que Joe tiene a su favor es tu dedicación y persistencia en ayudarlo. Todo lo que necesitas es una pequeña guía para canalizar todo ese esfuerzo en una dirección más productiva, y el grupo de entrenamiento de padres que te estoy recomendando te lo ofrecerá.”

Desde luego, no todo es posible, y los problemas tienen que describirse. Sin embargo, la explicación de las aéreas problemáticas debería ser dirigida. En términos que dejaran claro que ni el niño ni los padres están siendo culpados y que se describe el problema para emparejarlo con la solución más efectiva. Quizás más importante aún, la explicación debe ser revestida de empatía por la situación del niño (y los padres).

Por ejemplo:

“Jill, por tu Bender Gestalt puedo ver porque has tenido problemas para hacer tus trabajos escritos. Te miraba mientras lo hacías, y era obvio que lo estabas intentando. (Volviendo a los padres) El problema no es falta de motivación, ni pereza ni terquedad, porque esta prueba demostró que realmente lo estaba intentando y que lo hacía lo mejor que podía. (Volviéndose a Jill). Incluso aunque hiciste todo lo que pudiste, creo que te diste cuenta de que tenías algunos problemas, ¿no es así? (Volviéndose a los padres) Podéis ver la diferencia entre las figuras que intentaba copiar y lo que realmente dibujó. Ahora, no esperamos reproducciones perfectas de las figuras, pero los niños medios de su edad serían capaces de hacer figuras identificables con las de las tarjetas (Volviéndose a Jill). Esto debe ser muy frustrante para ti intentarlo tanto y no ser capaz de hacerlo bien (Volviéndose a los padres). Esto se llama disfunción visuo-motora, y simplemente significa que hay un problema en la coordinación mano-ojo, y las cosas que se pueden hacer para evitarlo son...”

PEDIR PREGUNTAS Y RECAPITULAR.

Muchas veces durante la sesión de entendimiento, se pueden solicitar preguntas. A menudo es suficiente con preguntar si hay alguna pregunta. Sin embargo, a veces es necesario leer entre líneas , mediante las miradas de consternación, confusión , o el miedo a parecer ignorante o estúpido que delata una pregunta no articulada con palabras. En algunos casos el paciente y los padres, demasiado aturdidos y/o intimidados para hacer preguntas, pueden incluso intentar aparentar conocimiento afirmando con la cabeza. En casos extremos, debe ser necesario adivinar las preguntas, basándonos en retrospección no verbal durante la explicación. Por ejemplo: “Noté que parecías un poco confuso cuando mencioné la posibilidad de usar medicina antidepresiva. Estabas preguntándote por qué usar un antidepresivo para tratar la ansiedad?”

Para asegurarse de que todas las dudas se preguntarán, es importante reforzar las primeras preguntas. Para algunos pacientes y padres es suficientemente reforzante dar una respuesta clara a su pregunta. Para otros, puede ser necesario hacer un comentario como “Es una buena pregunta” o “me alegra que preguntes eso”.

Después de solicitar preguntas, puede ser útil pedir a la familia que recapitule. Demasiado a menudo los clínicos usan términos y asumen erróneamente que toda la familia los va a entender bien. A veces los miembros de la familia comparten la creencia errónea de que entienden el término erróneo y entonces no preguntan. En tal caso, la única forma de descubrir el malentendido es pedirles que relaten lo que han entendido. Tras acabar el resumen del diagnóstico y las recomendaciones, el clínico debería pedir al paciente y a la familia que resumieran lo que han entendido sobre la naturaleza de los problemas del niño, las causas , y los pasos que se tienen que dar para solucionar los problemas. Incluso si lo entendieron correctamente, esta recapitulación se hará pues les ayudará a recordarlo. El clínico puede incluso iniciar la pregunta con una frase como “Me he dado cuenta que si lo relatan todo otra vez la gente lo recuerda mejor”.

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:



MailxMail tratarý tus datos para realizar acciones promocionales (výa email y/o telýfono).
En la polýtica de privacidad conocerýs tu derechos y gestionarýs la baja.

Cursos similares a Psiquiatría clínica. El diagnóstico



  • Výdeo
  • Alumnos
  • Valoraciýn
  • Cursos
1. Psiquiatría. Consulta clínica
Psiquiatría. La consulta clínica psiquiátrica es para poder valorar al niño o... [01/11/10]
615  
2. Psiquiatría. Evolución clínica de psicosis infantil
Psiquiatría. La intención de este curso es que las personas que estén al cuidado... [12/08/10]
623  
3. Valoración clínica de la paternidad
Valoración clínica de la paternidad , en circunstancias normales, una paternidad... [07/04/10]
132  

Capýtulos del curso


ýQuý es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail