12.170 cursos gratis
8.782.735 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Capýtulo 6:

 La nueva psicología en España. Grupos iniciales en el siglo XX: Madrid y Barcelona

Los grupos iniciales

Desde comienzos del siglo XX, se fueron consolidando y cobraron importancia dos pequeños grupos interesados en la nueva psicología, uno en Madrid, el otro en Barcelona. No estaban completamente separados, pero cada uno presenta características que lo singularizan.

El núcleo madrileño estuvo ligado al movimiento krausista y a la ILE, donde cobraba un destacado relieve la figura de Francisco Giner de los Ríos (1838-1917). Educador y jurista, fue una de las personas más influyentes en la sociedad española de la primera mitad del siglo XX. En el círculo de sus amigos y colaboradores destacan personalidades científicas e intelectuales, que participaron de modos muy diversos, enseñando en sus aulas, publicando en el Boletín de la Institución Libre de Enseñanza (BILE), revista cultural de gran calidad, y apoyando sus empresas culturales y educativas (Museo Pedagógico, Instituto de Criminología, Residencia de Estudiantes, Instituto Escuela). Entre estas últimas, uno de sus grandes logros fue la puesta en marcha de un organismo que vino a promover la renovación educativa y el desarrollo de la investigación: la Junta para Ampliación de Estudios e Investigaciones Científicas (1907), instrumento de modernización de la enseñanza y de la ciencia académica, presidido por Santiago Ramón y Cajal desde su comienzo.

La ILE contó con algunos de los más destacados promotores de la Psicología. Giner y su grupo veían en esta disciplina un elemento valioso para la mejora de la educación. A ese círculo, además, pertenecieron al menos inicialmente figuras de catedráticos y profesores como Julián Besteiro, Juan Vicente Viqueira, Martín Navarro y, posterior a todos ellos, José Mallart; todos contribuyeron, en grado diverso, a la consolidación de la Psicología Científica. También fue un estrecho colaborador de la ILE durante años Luis Simarro (1851-1921), primer catedrático de Psicología Experimental, en la Universidad de Madrid.

La historia de la primera cátedra de psicología refleja la situación. A principios de siglo, en torno a 1900, se creó una cátedra de Psicología Experimental en la Universidad de Madrid. Vino a ocuparla, como hemos dicho, Luis Simarro, una figura singular, formada en la Psiquiatría francesa y alemana, librepensador, figura destacada de la masonería, conocedor de la nueva psicología experimental, pero sin un laboratorio donde investigar y crear discípulos.

También había ya, unos veinte años atrás, enseñanzas de Psicología en la Facultad de Letras, dentro de los estudios de Filosofía, que estaban en manos de profesores de Filosofía y Metafísica, los cuales daban una versión escolástica de sus temas. La nueva cátedra permitió incorporar a la enseñanza superior las doctrinas experimentales recientes, fundadas en ideas de Wundt y del Funcionalismo Americano de William James y John Dewey. Pero, para evitar conflictos, la nueva enseñanza se situó en el doctorado de la Facultad de Ciencias, mientras que los estudios tradicionales se mantenían en la Facultad de Filosofía. Y así siguieron las cosas, sin sustancial variación, hasta los años treinta.

Simarro fue amigo y también rival en oposiciones de Santiago Ramón y Cajal (1852-1934). Le inició en las peculiaridades del método de tinción ideado por Camilo Golgi, que luego el genial anatomista aragonés reformaría y emplearía a fondo, sirviéndole de método para sus hallazgos fundamentales acerca del tejido y de los centros nerviosos. En 1888, presentó por primera vez su descubrimiento de la neurona como una célula separada e independiente de las demás. Dio así el golpe de gracia a la teoría «reticularista» hasta entonces dominante.

Discípulos de ambos maestros, Cajal y Simarro, fueron algunos de los más notables investigadores en neurología, como Nicolás Achúcarro y Gonzalo Rodríguez Lafora (1886-1971), quien vino a ser, al cabo, cabeza de la Escuela Madrileña de Psicología. Mientras eso ocurría en Madrid, en Barcelona las cosas fueron un poco distintas. Pero esto no significa que las condiciones de recepción de la nueva ciencia de la mente fueran allí mucho más favorables.

En Barcelona el grupo que promovió las nuevas ideas giraba en torno a un biólogo muy notable, Ramón Turró (1854-1926), coetáneo de Cajal y de Simarro. Se sentía atraído al mismo tiempo por la Biología y por la Filosofía, y preocupado sobre todo por el problema del conocimiento. Hombre de mente positivista, vino a fundamentar la necesidad de conocer en la estructura orgánica del ser humano. Creyó que el hambre, que obliga a salir hacia el mundo exterior en busca de alimento, era aquella raíz que buscaba. Formuló así una «doctrina trófica de la inteligencia», desde la que reformuló su personal visión del conocimiento. Pero era veterinario, y aunque director del Laboratorio municipal de Higiene de Barcelona, no tuvo una cátedra ni un departamento universitario, y su influencia se ejerció a través de discípulos que colaboraban en sus trabajos, en cierto modo al margen de la ciencia universitaria.

Su idea de la base trófica de la sensibilidad y del conocimiento atraería a algunos discípulos hacia los temas psicológicos. El más destacado, Augusto Pi y Sunyer (1879-1965), desarrolló con hondura la doctrina de la unidad del organismo y la esencial cohesión entre sensibilidad e inteligencia, fortaleció la relación de la Psicología y la Biología y, además, estimuló a uno de sus discípulos, Emilio Mira y López, a ocuparse de los nuevos problemas. Este, en definitiva, sería quien había de liderar la Psicología entre nosotros hasta la Guerra Civil.

Fueron, pues, Lafora y Pi y Sunyer, discípulos de Simarro y Cajal y de Turró, los que allanaron, uno en Madrid y el otro en Barcelona, el camino hacia el nuevo dominio psicológico y comenzaran a explorar sus posibilidades de aplicación.

Pero ya hemos dicho que la nueva ciencia venía rodeada de doctrinas cuestionadas por la ortodoxia religiosa. La cercanía de las nuevas ideas sobre la mente al biologismo, al positivismo y al evolucionismo fue causa del recelo y distancia que muchos de los grupos conservadores y religiosos sintieron hacia aquellas ideas. La tensión que, desde finales de los años sesenta, habían animado una serie de polémicas sobre la ciencia española y la Iglesia y la Inquisición, y el papel de estas últimas como determinantes de nuestra carencia de ciencia y filosofía modernas, había enfrentado a krausistas y neocatólicos. En términos muy semejantes esa misma polémica envolvió en alguna medida a la nueva psicología, ya que venía a cuestionar las convicciones espiritualistas de esos últimos.

Es cierto, sin embargo, que la política del Vaticano de consolidar la Escolástica abriéndola al pensamiento moderno había tenido algunos efectos positivos especialmente fuera de nuestras fronteras. Entre otros, la creación de la Universidad Católica de Lovaina, con la figura del cardenal Desiré Mercier, hizo posible la constitución allí de un núcleo de psicología, al que el cardenal prestó todo su apoyo. Logró además consolidarlo con algunas figuras formadas en Leipzig con Wundt, como Armand Thiéry y Albert Michotte, este último más próximo al grupo de Oswald Külpe y la Escuela de Wurzburgo. Y a ese grupo se dirigieron desde España jóvenes interesados en la Psicología, muchos de ellos religiosos, otros orientados ya dentro de ese espíritu. El agustino P. Marcelino Arnáiz (1867-1930), el sacerdote Juan Zaragüeta (1883-1974) y el jesuita P. Fernando Palmés (1879-1963) son sin duda las figuras más prestigiosas, aunque su obra personal y creativa haya sido muy limitada.

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:



MailxMail tratarý tus datos para realizar acciones promocionales (výa email y/o telýfono).
En la polýtica de privacidad conocerýs tu derechos y gestionarýs la baja.

Cursos similares a Psicología aplicada al trabajo. España: los grandes maestros



  • Výdeo
  • Alumnos
  • Valoraciýn
  • Cursos
1. Estadística aplicada a la educación. Investigación pedagógica
La Estadística aplicada a la educación tiene un área específica de estudio sobre... [26/05/10]
6.726  
2. Estadística aplicada con SPSS. Módulo I
Éste es el Primer Módulo de Estadística Aplicada de cuatro que conforman el curso... [16/04/12]
11  
3. Teoría y Psicología del color
Teoría del color, círculo cromático, colores primarios y secundarios, psicología... [11/05/09]
29.431  

ýQuý es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail