12.174 cursos gratis
8.742.567 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Pediatría (primera parte)

Autor: Alcides Mavare
Curso:
9,45/10 (22 opiniones) |13836 alumnos|Fecha publicaciýn: 27/11/2008
Envýa un mensaje al autor

Capýtulo 6:

 Niños. Necesidad de las consultas de control (segunda parte)

La siguiente pregunta:

¿no sería suficiente con colocarle la vacuna correspondiente, sin tener que pasar por el examen del médico?
, tiene su origen en la creencia errónea de que la única finalidad de las consultas es la vacunar al niño, o como lo dicen algunas madres: "Yo siempre he llevado mis hijos a control con el pediatra para que le ponga sus vacunas". Resulta lamentable que quienes dicen tal cosa, generalmente han asistido a muchas consultas con varios de sus hijos y hasta el momento, o no han comprendido o no han tenido la posibilidad de captar el alcance y significado (repito: principalmente educativo) de la consulta.  Para responder con mas claridad: si la única finalidad es vacunar al niño, no se justifica asistir a la consulta (muchas madres llevan a sus hijos a ambulatorios u otros centros, para que sean vacunados y no los llevan con el médico); pero cuando se trata de una consulta bien realizada, en la que se cumplen los objetivos básicos, la asistencia a la misma es de importancia primordial.

Si ya he llevado a mis dos primeros hijos con el pediatra y siempre es lo mismo, ¿hay necesidad de que lleve a este otro de la misma manera?, si ya sé lo que me va a decir y las vitaminas que le va a indicar... El error de concepto es similar al evidenciado por la pregunta anterior, pero esta pregunta requiere aclarar algo más:

Primero, las consultas de niños sanos, tampoco están diseñadas para indicar vitaminas a los niños. Aunque esta costumbre está difundida por todo el mundo y pudiésemos considerarla como inofensiva (no lo es tanto), la verdad es que ningún niño sano que se alimente adecuadamente, tiene la necesidad de tomar suplementos de vitaminas. A quienes me  preguntan les digo, que a mi modo de ver, esta costumbre implica un doble gasto: el gasto que hacen los padres al comprar el medicamento y el gasto de energía que hace el riñón del niño para eliminar el exceso de vitaminas que entró a su organismo.

Segundo, si lo único que le queda como conocimiento luego haber llevado a consultas de control a sus primeros hijos, es  el nombre y dosis de algún polivitamínico, tales consultas no cumplieron para nada sus objetivos. Le recomiendo un cambio y que se busque otra consulta que le resulte más provechosa a usted y en consecuencia también a su hijo (puede guiarse por lo que se menciona en el capítulo anterior).

¿Por qué tengo que ir cada mes? ¿No puede ser cada tres  meses?.. Ambas preguntas tienen mucha lógica y son hechas por personas observadoras y con buen juicio crítico. Aunque según la normativa de algunos ministerios de salud y de academias médicas, se recomienda que la visita al pediatra sea mensual durante los primeros seis meses de vida, no existen razones de mucho peso para que tal rutina se aplique estrictamente a todos los niños, considero (y así lo he llevado a la práctica), que la frecuencia  debe establecerse de mutuo acuerdo entre los padres y el médico;  la mayor o menor frecuencia de visitas, dependerá sobre todo del nivel de preparación o conocimientos de los padres y del grado de seguridad o confianza de ellos en los aspectos relacionados con la atención del hijo. El calendario de inmunizaciones (vacunas), puede ser independiente de calendario  de  consultas. Algunas consideraciones de tipo general:

- La primera consulta con el pediatra debe hacerse durante los últimos meses del embarazo, antes de que nazca el niño. Esta consulta preparatoria, es la más importante de todas y muy especialmente en quienes esperan su primer hijo. Para ilustrar un poco su importancia, mencionaré que por lo menos ayudará a evitar los momentos de angustia y hasta pánico que sufren muchas madres cuando llegan de la clínica u hospital a su casa, colocan al niño en la cuna y repentinamente se les viene a la mente la típica pregunta: "¿y ahora que hago?". Invariablemente esta situación las lleva a pedir y seguir malos consejos.

- Si estamos ante un segundo o tercer hijo y con los anteriores los padres demostraron haber aprendido bien los elementos relacionados con sus cuidados básicos y se trata de personas seguras y  no aprehensivas (no son nerviosos), las consultas pueden ser muy espaciadas, por ejemplo, cada tres meses (hasta por teléfono, como me dijo alguien a quien le gusta exagerar). Si por el contrario, es el primer hijo de una madre muy inestable e insegura que recibe poco apoyo del esposo (tal vez por ser igual de inseguro), y que está llena de dudas y temor;  una consulta mensual es poco, pudiera necesitar dos o tres (además de varias llamadas telefónicas), cada mes (no crea que estos casos son raros, todo lo contrario, y... a los pediatras nos provoca salir corriendo cuando se nos presenta alguna de estas personas.

Para explicar mejor los aspectos relativos a la evaluación y control de un niño sano, en la siguiente sección resumiré lo que un pediatra hace (entiéndase: debe hacer) en una de tales consultas. Mencionaré únicamente los elementos imprescindibles.

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:



MailxMail tratarý tus datos para realizar acciones promocionales (výa email y/o telýfono).
En la polýtica de privacidad conocerýs tu derechos y gestionarýs la baja.

Cursos similares a Pediatría (primera parte)



  • Výdeo
  • Alumnos
  • Valoraciýn
  • Cursos
1. Pediatría (cuarta parte)
¡Protege a tu niño de las enfermedades con este curso de pediatría y medicina... [27/11/08]
1.638  
2. Pediatría (segunda parte)
¡Cuide a su niño con este curso de medicina y pediatría!. Hoy hablaremos a cerca de... [27/11/08]
1.675  
3. Pediatría (tercera parte)
¡Cuida a tu niño con este curso de pediatría y medicina preventiva! En esta tercera... [27/11/08]
690  

ýQuý es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail