12.185 cursos gratis
8.726.696 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Capítulo 3:

 España y Estados Unidos


La Administración saliente, se afirmaba, había preparado en el proyecto de presupuesto para el año fiscal 1954-1955 unos montantes destinados a ayuda exterior dentro de los cuales tendría cabida, la parte que se asignaría a España. La nueva Administración Eisenhower lo estaba estudiando detalladamente. Ahora bien si antes del 30 de junio no se comprometía el montante de los 125 millones asignado previamente a España sería difícil de justificar el incremente que los españoles buscaban e incluso podría verse reducido.

Sin entrar en los altibajos del proceso, recordaremos simplemente que a finales de julio la Cámara primero y el Senado después acordaron una reducción de 1000 millones de dólares en el programa de ayuda exterior. La contracción no afectó como única excepción a los créditos consignados a favor de España que ascendieron a 226 millones de los que 85 se destinaban a ayuda económica y el resto a militar.

El 17 de agosto el presidente Eisenhoweer envió un mensaje al Congreso en el que indicaba que se facilitarían a España los fondos autorizados cuando se concertaran los acuerdos.

Había reticencias. Alas doce menos cinco, en el departamento de Estado surgieron temores de ultimísima hora sobre la posible interpretación que los españoles pudieran dar a una expresión. Se trataba de evitar que de los Pactos de Madrid, a punto d e firmarse ya, los españoles pudieran derivar la impresión de que constituían una garantía de seguridad. No la constituían y los norteamericanos por supuesto que no querrían darla. Era demasiado tarde ya para cambiar y el propio embajador en Madrid se expresó en contra de la interpretación de sus colegas en Washington daban a la expresión en cuestión. John Foster Dulles la zanjó. No era bueno demorar la firma,  sobre todo cuando que los militares consideraban que los acuerdos de tan larga gestación eran muy ventajosos para los Estados Unidos.

Como consecuencia de estas dificultades de última hora, Dunn y sus colaboradores tuvieron que esperar a las cuatro de la madrugada el día de la firma, 26 de septiembre de 1953, hasta que llegase la autorización final del departamento de Estado.
 
Los pactos en opinión de Boris N. Liedtke

Mientras la comunidad internacional en general y Truman en particular manifestaban abiertamente su oposición a Franco, los planificadores militares de los servicios norteamericanos consideraban a España como un útil aliado.

En 1947 se dio el Plan Marshall para salvar a Europa del desastre económico y político. Si España quería recibir cualquier ayuda de esos programas, Franco tendría que marcharse o hacer cambios de largo alcance en su Gobierno.

Entre tanto, la junta de jefes de Estado Mayor decidió  que había llegado la hora de cambiar la política exterior norteamericana hacia España e iniciar cordiales relaciones militares con Franco. En ningún otro sitio se hace tan patente como en un estudio concluido en agosto de 1947, que tiene el título de Drumbeat (Redoble de tambor).

Sin embargo, con la perspectiva que da el tiempo y dado el contexto de los estudios militares, es evidente que en realidad la causa de ese giro de relaciones fue el deterioro de las relaciones con la Unión Soviética.
Al final, aunque fuera únicamente en el contexto de un cambio total en la política hacia la Unión Soviética, la administración Truman consideró llevar a cabo una revisión de su política hacia la dictadura franquista.
Al estallar la guerra de Corea en 1950, se hizo más urgente todavía la necesidad de explotar el potencial militar de España. Por primera vez desde el final de la Guerra Civil española, el US Export and Import Bank, destinó fondos específicos para proyectos en España.

Ya no había consideraciones diplomáticas y políticas que obstaculizaran el desarrollo del potencial militar español. Mientras se reconocía que sería ventajoso integrar a España en la OTAN, la oposición por parte de Francia y Gran Bretaña a los acuerdos militares con España era llanamente ignorada. Se abandonaba la anterior consideración idealista de Estados Unidos con respecto a los asuntos exteriores por una clásica "real politik". A pesar de la dictadura de Franco y la represión de la libertad y de los derechos fundamentales bajo su régimen, Washington ni siquiera intentaba justificar su nuevo enfoque con palabras distintas a las utilizadas anteriormente por estadistas europeos del siglo diecinueve.

En una conferencia de prensa, Truman manifestó que su desaprobación hacia el historial de España en lo concerniente a derechos humanos, no debía invalidar la convicción de los planificadores militares norteamericanos. Sin demora, el presidente autorizó una misión del almirante Sherman, jefe de operaciones navales para mantener conversaciones  con altos funcionarios españoles.

Dadas las desastrosas infraestructuras de España era evidente que los emplazamientos se eligieron sobre todo por consideraciones logísticas. Así un gran número de bases se situaron cerca de la costa o de nudos de comunicaciones. Desgraciadamente eso significaba que en muchos casos se situaban cerca de ciudades.
Las dos partes estuvieron negociando a lo largo de 18 meses. El desarrollo de las negociaciones se puede dividir entres fases. Durante la fase inicial, desde abril a diciembre de 1952, cada parte se familiarizó con las peticiones de la otra.

Durante la segunda fase de las negociaciones, desde diciembre de 1952 a junio de 1953, ambas partes se dedicaron a fanfarronadas diplomáticas. Ninguna de las partes se mostraba dispuesta a acceder alas demandas de la otra.

En la fase final las dos partes decidieron llegar a un compromiso aceptable. La exigencia de España de un "desarrollo paralelo" fue parcialmente cubierta con una garantía por parte de Estados Unidos de defender a España del ataque de cualquier potencia extranjera.

Ese compromiso fue suficiente para que el régimen español siguiera adelante. El 26 de septiembre de 1953 ambas partes firmaron tres acuerdos oficiales y uno secreto. En pago a la concesión de las instalaciones, España conseguía una ayuda militar por valor de 600 millones de dólares y una ayuda económica de casi 500 millones.  Mediante estos acuerdos España volvía a la comunidad internacional.

Estos acuerdos convirtieron a España en un aliado aceptable para las otras naciones europeas y limitó al ostracismo internacional a unos pocos estados comunistas. Por otra parte eliminaba cualquier posibilidad de éxito de un movimiento de la oposición interna para conseguir reformas democráticas.

La estrecha relación entre los dos países no continuó durante la administración del presidente Kennedy. Cuando llegaron las negociaciones para la renovación de los acuerdos de Madrid en 1963, los dos países no se mostraron de acuerdo. Los negociadores españoles pedían garantías de una protección nuclear norteamericana, al tiempo pedían 300 millones de dólares en equipamiento militar. La argumentación era que España era vulnerable ante un ataque soviético.

Al final España recibía 100 millones en créditos de Export import Bank y 100 millones en artículos militares, en pago, los acuerdos se prolongaban otros cinco años y se permitía a Estados Unidos estacionar un escuadrón de submarinos nucleares Polaris en Rota.

Con el conflicto militar en Vietnam convertido en una guerra a gran escala, la Administración Nixon mostró escaso interés en garantizar a España unos términos generosos. El resultado fue que Washington asumió una actitud escasamente comprometida con España.

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:

Al presionar "Recibir" estás dándote de alta y aceptas las condiciones legales de mailxmail

Cursos similares a La modernización de España: de los años 50 a los 80


  • Vídeo
  • Alumnos
  • Valoración
  • Cursos
1. Historia de España
Descubre la historia de España en su totalidad, desde la época de los romanos hasta... [06/10/06]
27.107  
2. La guerra de los 10 años en Cuba
La Guerra de los Diez Años, también conocida como la Guerra del 68, o la Guerra... [03/08/07]
777  
3. Historia Contemporánea de España
Fueron, quizá, los siglos más decisivos e interesantes de España, donde se conformó... [03/07/02]
20.448  

¿Qué es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail


Ponte al día de Historia con nuestros cursos gratis