12.170 cursos gratis
8.780.852 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Capýtulo 4:

 La Guerra de las Malvinas en las islas. El escenario

En términos de experiencia[1], sería posible esperar dar con una por cada uno de quienes estuvieron en las islas durante el lapso que duró, matizada por tiempos de permaneneica, lugar de asentamiento o la intensidad de los bombardeos y combates. Éste de todos modos es un ejercicio de reflexión imposible de ser materializado: entre otras cosas, porque nos faltan las experiencias de los idos, pero también la de aquellos que casi veinticinco años después aún no han podido o querido hablar.

Este capítulo se concentrará enlas características que tuvo la experiencia dela guerra en los infantes en Malvinas. Por un lado porque se trata de la que afectó a la mayor cantidad de soldados conscriptos y por otro porque fue a partir de ésta que se construyó la mayoría delas imágenes públicas sobre los jóvenes desmovilizados después de la guerra.

En efecto, los soldados en las Malvinas debieron enfrentar no sólo unas durísimas condiciones ambientales, son que chocaron con las estructuras poco eficaces y preparadas del Estado que los envió a combatir.[2]

A diferencia de lo que sucede hoy, en 1982 en las islas Malvinas prácticamente no existía otra vía de comunicación que la aérea o marítima. De este modo, los regimientos y compañías destacados en los cerros que rodeaban la ciudad, o en otros puntos del archipiélago se encontraban completamente privados de cualquier posibilidad de suministro, relevo y más tarde, apoyo[3].

Código Postal 9409: Malvinas.

Perspectiva individual:

Ha sido importante consignar esta mirada general por dos motivos[4]: por un lado, porque se trata de la versión oficial de una de las fuerzas responsables dela conducción de la guerra de 1982; por otro , porque la cuestión de la perspectiva, ene. Enfoque que estamos desarrollando,e s central. Los relatos en primera persona, aunque fundamentales para el estudio y la escritura dela historia reciente, pueden hacer perder la visión de los procesos históricos a cambio de aportar gran colorido y sensibilidad a los relatos. La intención de este texto es justamente la posibilidad de ir y venir entre uno y otro espacio: la reivindicación dela experiencia individual como una forma de devolver complejidad a las explicaciones históricas pero sin que esto nos lleve a perder de vista sus circunstancias.

                       En nuestro ejército existió un desconcepto sobre cómo debe vivir el soldado,

                               Generalmente se piensa que el que más sufre la fatiga y la incomodidad es el más

                               Apto o más preparado para combatir y en conclusión no es así. El hombre es una

                               Joya que ponen en nuestras manos y debemos mantener en las mejores condiciones

                               Hasta que llegue el momento de combatir.[5]

Este párrafo permite entrever lo que fue motivo de queja para muchos soldados: el hecho de que en una situación de guerra siguieran manteniéndose los mismos criterios que durante la instrucción, el servicio militar obligatorio y el castigo por faltas que si en tiempo de paz resultaban comprensibles, perdían completamente su sentido en situación de guerra. Este maltrato contribuyó a reforzar un espíritu de grupo entre los hombres, a partir de trazar claramente la línea entre oficiales y suboficiales  por un lado y soldados por otro.

La guarnición en las islas vivió bajo la constante amenaza de incursiones por parte de las fuerzas británicas, lo que se transformó en otro elemento de desgaste[6]. Al mismo tiempo esa situación de permanente agresión por parte de un enemigo invisible iba minando los nervios. Con el paso de los días, la situación debida al bloque  británico se fue agravando.

En los relatos de los soldados, la búsqueda de comida ( la “caza” de corderos y avutardas ) es uns experiencia recurrente[7]. Quienes pudieron, arriesgándose al castigo subsiguiente, inclusiva entraron a robar a las casas de algunos isleños o en los galpones del puerto. Las deficiencias logísticas generaron un gigantesco mercado negro, que funcionó en la Zona de Puerto Argentino pero que llegó aun a las posiciones avanzadas. Desde el punto de vista de la estructura militar, este tipo de redes afectaron notablemente la disciplina.

En algunos casos, la tensión y las condiciones llevaron a que algunos soldados se hirieran a sí mismos, para producir de ese modo su retorno al continente. Un estudio médico revela que la proporción de este tipo de heridas, sobre el total de bajas en Malvinas, fue muy alta. Por un lado “la masa de los heridos, más del 70% lo fueron por esquirlas de munición de artillería”. Pero hubo 22% de heridos de bala … de los cuales más del 90% tenía lesiones en los miembros… de los heridos de bala, más de la mitad lo fueron en momentos en que no ocurrían combates cercanos.[8]

Hubo sobre todo dos situaciones de combates muy duros[9]: los de Puerto Darwin y Goose Green del 27 al 29 de mayo y aquellos en los que se disputaron las posiciones en torno a Puerto Argentino, sobre todo en los montes Longdon y Tumbledown entre el 10 y el 14 de junio. La densidad de fuego británico fue muy elevada y la tasa dem ortalidad argentina por cada 1.000 efectivos por año es la más alta de los conflictos modernos. Según Ceballos y Buroni, triplica a la de los estadounidenses en la Segunda Guerra Mundial, y es casi diez veces superior a la de las tropas de esa nacionalidad en Vietnam.[10]

Pero sin duda la situación límite que encontraron fue aquella que los colocaba en la disyuntiva de matar, es decir; romper una de las prohibiciones más antiguas de la  cultura. Y la guerra no era solamente la posibilidad de mater a otro, sino la demorar, o que muerieran los compañeros y los amigos, o la de quedar mutilados por herida, oel frío congelante.

El miedo al frío en los pies estaba fundamentado, en tanto una delas lesiones más comunesque padecieron los soldados argentinos en las Malvinas fue una producida por el frío y la humedad, conocida como “pie de trinchera”. Estos dos agentes, unidos alas malas condiciones higiénicas, producen necrosis de tejidos, sobre todo en las extremidades  que pueden ir desde los sabañones hasta lesiones más serias que llevas a las amputación. Más de la mitad de los casos producidos en las islas  (247 hasta 27 de mayo) fueron registrados con posterioridad al comienzo de los bombardeos (1º de mayo), es decir cuando las posibilidades de movilizarse comenzaron a hacerse escasas.

Los que sobrevivieron, tras la derrota ese había sido su paso a la adultez, a su ingreso a la posibilidad de discutir un espacio de intervención en la sociedad por la que habían combatido.[11]


[1] F. Lorenz. 2006, p. 93

[2] F. Lorenz. 2006, p.94

[3] F. Lorenz. 2006, p. 95

[4] F. Lorenz. 2006, p. 97

[5] Fondo Luis Moreno Ocampo. Archivo de la Asociación Civil Memoria Abierta. En Federico Lorenz. Las guerras por Malvinas. Edhasa. Buenos Aires, 2006. pág. 102.

[6] F. Lorenz. 2006, p. 104.

[7] F. Lorenz. 2006, p. 106

[8] Enrique Ceballos y José Buroni, La medicina en la guerra de Malvinas, Círculo Militar, Buenos Aires, 1992. En Federico Lorenz. Las guerras por Malvinas. Edhasa. Buenos Aires, 2006. pág. 107

[9] F. Lorenz. 2006, p. 109.

[10] Enrique Ceballos y José Buroni. La medicina en la guerra de Malvinas. Círculo Militar, Buenos Aires, 1992. En Federico Lorenz. Las guerras por Malvinas. Edhasa. Buenos Aires, 2006. pág. 109-

[11] F. Lorenz. 2006, p. 111

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:



MailxMail tratarý tus datos para realizar acciones promocionales (výa email y/o telýfono).
En la polýtica de privacidad conocerýs tu derechos y gestionarýs la baja.

Cursos similares a Historiografía argentina acerca del conflicto de las Malvinas



  • Výdeo
  • Alumnos
  • Valoraciýn
  • Cursos
1. Guerra de Malvinas
Conoce la historia, las tácticas, intereses y todos los secretos de la Guerra de... [03/08/05]
2.680  
2. Las culturas aborígenes en argentina
Descubre las principales culturas que emergieron en el sur de Latinoamérica,... [31/07/07]
2.514  
3. Islas Malvinas. Historia de la soberanía
Historia de las Islas Malvinas y la soberanía argentina . En este curso veremos... [04/09/09]
820  

ýQuý es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail