12.185 cursos gratis
8.725.540 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Capítulo 8:

 Conflictividad social en el Bienio Progresista


Hubo una fuerte conflictividad social y laboral durante el Bienio. Los factores de ese malestar social fueron los siguientes:

Encarecimiento de los precios. Era una rémora que heredaron al llegar al poder, pero que no supieron solucionar. Estos gobiernos progresistas no se destacaron por su mejora económica. (Ver al inicio del tema, las causas de la revolución).

Salarios estancados. (Ver al inicio del tema)

Desempleo. (Ver al inicio del tema)

Decadencia del artesanado. La industria de la seda en Valencia, por ejemplo, entra en claro declive.

Problemas sociales de la industrialización. Está muy focalizada en Cataluña, y sobre todo en Barcelona, la "fábrica de España". También había industria en otros lugares, pero menos importantes: Valladolid, Alcoy, etc.). Los problemas sociales relacionados con esta industria fueron en dos vertientes:

Demandas de las clases burguesas industriales (catalanas): a) libertad de fabricación y de contratación; b) mejora del sistema de transportes; c) industrialización de la agricultura.

Se produjo un desfase, una falta de coordinación entre el modelo industrialista de estas clases catalanas y el modelo agrarista de las clases gobernantes.

Demandas de la población obrera: mejoras salariales, mejoras del entorno de trabajo, lucha contra la máquina, etc.

Reemplazos, quintas. Se decretaban periódicamente: en 1854, 1855 y 1856 hubo llamamientos. El odio a las quintas era general en las clases populares, porque afectaban a los que no podían eludir el servicio militar: redención en metálico, o bien redención por sustitución (enviando a un sustituto). Las redenciones en metálico fueron una partida importante para el Estado, sobre todo en época de guerra.

Por eso quintas y protesta social iban de la mano. En el Bienio Progresista, afectaban a la población más joven, entre 17 y 25 años. Pero por causa de la escasez de nacimientos durante la guerra carlista (1836 - 1839), en el bienio había menos jóvenes, lo que suponía que el mismo número de reemplazos afecta proporcionalmente mucho más a la sociedad. Y las protestan aumentaron.

Segunda invasión del cólera. La primera había sido en los años 1830's, la segunda fue entre 1853 y 1856. Pero el momento álgido de la epidemia fue 1855.Todos estos factores provocaron conflictos sociales en distintos lugares y por distintas causas:

En el litoral levantino, protestas contra las quintas en 1855 - 1856 (en Valencia sobre todo).En las principales ciudades, protestas por el alza de precios.En Cataluña, conflictos laborales relacionados con la industria.

Los dos hechos más relevantes fueron:

Conflictividad laboral de Cataluña. Era un problema laboral, pero los progresistas tuvieron el mismo comportamiento que los moderados: consideraban todos los conflictos como alteraciones del orden público, y como tales eran reprimidos por la autoridad.

En Barcelona hubo un punto de inflexión importante en la conflictividad social y en la historia del movimiento obrero de España: Había una tradición en Barcelona de lucha obrera, y un sindicalismo obrero incipiente. En 1854 habían logrado la firma de contratos colectivos entre empresarios y trabajadores. En enero de 1855 crearon la Junta General de Directores de la Clase Obrera, con el objetivo de mediar entre la clase trabajadora y los patrones / el gobierno. No fue fácil conciliar los intereses, y en la primavera de 1855 estallaron unos conflictos laborales que sirvieron de excusa al Capitán General de Cataluña, para declarar la anulación de todos los convenios colectivos, y la prohibición del sindicalismo obrero.

Previamente el Capitán General había declarado el estado de guerra en toda la región catalana, y se había ejecutado a un dirigente obrero (José Barceló) por razones arbitrarias, o cuando menos poco suficientes.

La reacción en julio de 1855 fue la primera huelga general. Significaba el paso de una forma tradicional de protesta a unas formas más pensadas y sobre todo mucho más coordinadas. La huelga se utilizó como la principal herramienta de la clase obrera para defender sus proclamas:

- Viva Espartero
- Asociación o muerte (sindicalismo)
- Pan y trabajo (malas condiciones de vida)

Elaboraron una exposición a las Cortes, reivindicando una reglamentación parlamentaria de las relaciones laborales entre patronos y obreros. Pedían especialmente que se les reconociese el derecho de asociación, que era la vía para llegar al sindicalismo.

Además, en solidaridad con Cataluña, se creó en Madrid El Eco de la clase obrera, un periódico con una intensa campaña de defensa de la clase obrera catalana.

Se recogieron unas 30.000 firmas en defensa de estos obreros, lo cual era todo un logro. Aunque la mayoría de las firmas eran de Cataluña, 7.000 eran de Andalucía y 1.000 de Madrid.

Ni las Cortes hicieron la Ley de Asociaciones - hubo un proyecto sin aprobar - ni los obreros lograron sus objetivos. Para eso tendría que llegar la Gloriosa y el Sexenio Democrático.

La conflictividad social se recrudeció en 1855-56, ya que al conflicto laboral industrial catalán se unieron otras revueltas en diferentes localidades españolas por razones muy variadas:

- Se levantan contra las quintas invocando razones de carestía, contra los impuestos, de los cuales el de consumo era el más impopular.

La situación se agravó aún más con los sucesos de junio de 1856 en Castilla, cuando se destruyen las fábricas de harinas, los granos almacenados, queman cosechas...

Estos sucesos de Castilla fueron comentados y planteados.

Análisis del texto CSCA: Conflictividad social en Castilla, junio de 1856.

- Contextualización:

Texto histórico circunstancial. Hay que contextualizar el texto, y limitarse a los procesos más próximos al documento.

Estamos casi al final del gobierno de coalición de puritanos y progresistas constituido en agosto de 1854 por el triunfo de las revoluciones de este año.

Son las analizadas unas Cortes Constituyentes de 1854-56. Habría que dar razón de cómo han nacido, apuntar rasgos de las Cortes Constituyentes: composición ideológica. Se puede decir que ya estaban los bloques bastante enfrentados en 1856:

Está el bloque centro-parlamentario que anticipa la idea de la Unión Liberal, y frente a este, el centro-progresista que reúne a los progresistas de centro y a los demócratas.
Esto lleva al enfrentamiento entre dos bloques, y entre dos personas como Espartero y O´Donnell; este último tiene mucha influencia en el ejército, y con él hay muchos militares partidarios de restablecer el orden, como el General Serrano.

Hay que hacer referencia a los personajes:

Patricio de la Escosura. Ministro de la Gobernación: Hijo del militar, escritor, historiador y traductor ovetense Jerónimo de la Escosura y López de Porto (1774-1855), miembro de la Real Academia Española y de la de Historia, y de Ana Morrogh Wolcott, de origen inglés. Siendo un muchacho y viviendo ya en Madrid, fue alumno del sacerdote liberal y poeta Alberto Lista, quien le inculcó incipientes ideales románticos, en el colegio San Mateo que había abierto en Madrid. Allí creó junto con sus condiscípulos y amigos José de Espronceda y Ventura de la Vega la sociedad secreta Los Numantinos (1823-1825) con el propósito de vengar la muerte del liberal Rafael del Riego y derribar el gobierno absoluto. Denunciados sin embargo fueron procesados en la primavera de 1825 y desterrados. Escosura regresó en 1826 e ingresó en la Academia de Artillería; participó en la guerra carlista a las órdenes del general Luis Fernández de Córdova y estuvo entre los integrantes de la famosa tertulia literaria romántica del Parnasillo.

Él y Federico de Madrazo dirigieron la revista que se fundó en 1835 y llevó la enseña del Romanticismo, El Artista, junto con otros amigos como Espronceda. Partidario de la Reina Gobernadora María Cristina frente al liberal progresista Baldomero Espartero, se expatrió nuevamente en 1840. Volvió a España al caer este en 1843 y se afilió entonces al partido liberal moderado. En 1847 ingresó en la Real Academia de la Lengua.
Fue ministro de la Gobernación con Narváez; se adscribió después al partido progresista y se destacó en la formación del centro parlamentario que tuvo lugar tras la Vicalvarada (1854). Ministro de la Gobernación con Espartero, la actitud de Escosura frente a Leopoldo O'Donnell provocó la dimisión de todo el gabinete, lo que le granjeó que el poderoso jefe de la Unión Liberal creara para él el cargo de comisario regio en Filipinas con el sueldo de 200.000 pesetas anuales y otras asignaciones. Después fue diputado por la Unión Liberal (1866), y aunque volvió a ocupar escaño en el Congreso, su actividad política posterior a la Revolución de septiembre, a la República y a la Restauración fue poco significativa; fue representante de España en Berlín (1872).

Jose María Orense: Marqués de Albaida, se incorporó a la Milicia Nacional durante el Trienio Liberal (1820-1823) para luchar contra las partidas realistas de Cantabria; en 1823 huyó a Inglaterra y viajó por los Estados Unidos y Francia; volvió con la amnistía de 1833 y de inmediato participó en la Junta de defensa de Santander a favor del liberalismo. Conspiró con Eugenio de Aviraneta en 1834 y estuvo encarcelado en 1834. Se dio a conocer por sus escritos en El Duende Liberal y El Tribuno a favor de una lectura republicana de la Constitución de Cádiz. Fue diputado por Palencia y Santander en distintas ocasiones entre 1844 y 1856, con intervalos de activismo republicano que le valieron persecuciones y huidas al extranjero. En 1856 intentó organizar una revolución contra O'Donnell y fue desterrado. Continuó su agitación republicana por todos los medios, en conspiraciones y escritos y prensa, y dentro del Partido demócrata encabezó una dura polémica con Garrido y sus ideas socialistas propugnando el individualismo republicano. Diputado en las Constituyentes de 1869, al aprobarse la monarquía como forma de gobierno abandonó la Cámara y participó en la cadena de insurrecciones republicanas de 1869, dirigiendo la sublevación en Béjar. Aquel mismo año de 1869, Orense participó de la firma del Pacto Federal Castellano, también llamado de Valladolid. Cuando en 1870 se proclamó la República en Francia, organizó una legión de voluntarios para ayudar a sus correligionarios galos. Pretendía una federación latina y la instauración de una República universal. Con la proclamación de la Primera República en España, fue proclamado presidente de las Cortes, pero dimitió al encabezar el retraimiento de los diputados intransigentes con la política de gobierno de Francisco Pi y Margall. En 1874 se retiró a Francia y volvió en 1877 para morir en 1880 en Santander.
Diputado electo por la provincia de Palencia en las elecciones de 10 de mayo de 1873.

Leopoldo O´Donnell: Nace en el seno de una familia de gran tradición militar: su tío fue Enrique José O'Donnell, conde de La Bisbal. O'Donnell continua esta tradición ingresando en el regimiento de infantería Imperial Alejandro con el grado de subteniente.

A la muerte de Fernando VII en 1833, estalló la primera guerra carlista entre los partidarios de la hija de Fernando, Isabel II (isabelinos) y los de su tío (hermano de Fernando VII) Carlos María Isidro de Borbón (carlistas); O'Donnell, que ostentaba por entonces el grado de capitán, se alineó en el bando isabelino, a pesar de tener hermanos y a su padre en el bando carlista. Por sus distintos hechos de armas en el conflicto, ascendió sucesivamente a coronel, luego a brigadier y en junio de 1837 a mariscal de campo.
En 1839, es nombrado Capitán General de Aragón, Valencia y Murcia. Al vencer al general Cabrera en Lucena, se le concedió el título de conde de Lucena y ascendió a teniente general.

Por sus convicciones moderadas, tuvo que emigrar a Francia, tras la revolución progresista de septiembre de 1840 que provocó la renuncia de María Cristina de Borbón-Dos Sicilias (madre de Isabel II) a la regencia.
En 1841 figura en la conspiración moderada del general Diego de León, contra la regencia del general Espartero. En ella, O'Donnell había recibido el encargo de alentar la sublevación militar de Pamplona, pero, al fracasar en Madrid el asalto al Palacio Real, intentado por León el 7 de octubre, tuvo que volver a refugiarse en Francia.

En 1844, estando el general Narváez en el poder, se le nombró capitán general de La Habana, cargo que ostentó hasta 1848. Al regresar a la península fue nombrado senador y director general de la Academia de Infantería de Toledo.

Desde 1853, empieza a interesarse por la política activa y en junio de 1854, al frente de un batallón de Infantería y unido al general Dulce, se levanta contra el Gobierno; éste envía al general Blaser a enfrentarse con él. El encuentro tuvo lugar en Vicálvaro y tras un combate simulado (se conoce como la Vicalvarada), ambos militares se retiraron, quedando a la espera, hasta que el 7 de julio se publicó el Manifiesto de Manzanares, redactado por Antonio Cánovas, que atrajo a su bando a gran parte del ejército. Con el triunfo revolucionario, Espartero es nombrado Presidente del Consejo de Ministros y O'Donnell ocupa la cartera de Guerra.

En las nuevas Cortes formará un nuevo grupo político conocido como Unión Liberal. Partido con el que tratará de unir a moderados y progresistas.

Tras la caída de Espartero en julio de 1856, le sucedió O'Donnell formando un gobierno que duraría hasta octubre de 1857, año en que sería sustituido por Narváez.

Vuelve al poder en julio de 1858. Durante este gobierno declara la guerra a Marruecos el 22 de octubre de 1859, y O'Donnell se coloca al mando de las tropas, ocupando Tetuán (véase Batalla de Tetuán) (febrero de 1860). El tratado de Tetuán, que puso fin a la guerra, reconoció las posiciones españolas en el norte de África y amplió el territorio de Ceuta. La victoria le valió el título de duque de Tetuán con Grandeza de España.
En 1862, con aprobación de la reina Isabel II, envío a Sudamérica de una expedición de estudio científico escoltada por cuatro navíos de guerra bajo las órdenes del vicealmirante Luis Hernández-Pinzón Álvarez (descendiente directo de los hermanos Pinzón). Estas naves eran las fragatas gemelas a hélice Triunfo y Resolución, la corbeta de hélice Vencedora y la goleta protegida Virgen de Covadonga.

El propósito que llevó a las autoridades de Madrid a incluir naves de la armada en una misión de estudio, no sólo fue para exhibir la patente de Potencia, costumbre por cierto extendida a los países europeos como Gran Bretaña, sino para que aquellas sirvieran como elementos de apoyo a una serie de reclamos presentados por ciudadanos españoles residentes en las Américas. Esto derivó en la Guerra Hispano-Sudamericana (1864-1883)

Gobernó hasta febrero de 1863, cuando por presiones del Partido Moderado presentó su dimisión, siendo sustituido por el marqués del Duero.

De su gobierno cabe destacar la rápida expansión de las líneas de ferrocarril, además de la guerra contra Marruecos (Guerra de África),guerra de relevada importancia al devolver a los españoles el patriotismo ansiado por el Duque de Tetuán. En 1865, las protestas estudiantiles (por el cese de Emilio Castelar) y la sangrienta represión por el gobierno (Noche de San Daniel, llevan de nuevo a O'Donnell a la presidencia del Gobierno y al ministerio de la Guerra. Tras la sublevación de sargentos de San Gil, el 22 de junio de 1866, y enfrentado con Isabel II, O'Donnell deja su cargo y marcha a Biarriz en donde muere el 5 de noviembre de 1867.

- Conocimiento del texto:

Los tres coinciden en la teoría de la conspiración. Se dice que el socialismo está interviniendo. Estíbaliz dice que O´Donnell en su discurso le recuerda a Donoso Cortés.

Jose María Orense dice que hay miedo a la industrialización de la clase conservadora española en el gobierno.
Fontana le secunda en la actualidad, pues dice que al hacer balance de la Historia de España, se revela el miedo a la industrialización de la clase gobernante.

Jose Manuel Cuenca dice que habían sido hasta ese momento unos gobiernos conservadores más agraristas que industriales; que no prestan apoyo apenas a la industrialización, y esto se ve en los diarios de sesiones.
Ellos veían con gran desconfianza la industrialización. Temían que se produjese una revolución social si España se industrializaba tras las revoluciones europeas de 1844.

Francisco Comín y Comín dice lo contrario: que el sistema fiscal de 1845 estaba pensado para favorecer la revolución industrial.

Orense, en su discurso, muestra el miedo que hay a la industrialización.

- Continuación del tema:

La conflictividad social abre una crisis política que resultará definitiva en julio de 1856. El Gobierno estaba dividido entre partidarios de Espartero y de O´Donnell.

La reina nombró a O´Donnell presidente del Gobierno. Fue un gobierno breve (julio - octubre de 1856) y dividido que careció de autoridad moral.

En unas Cortes ya sin mayoría, y dividida en dos bloques antagónicos. El resultado fue la caída del Gobierno de coalición y la subida de O´Donnell, que recurrió a los militares para recuperar el orden público, y estableció el Estado de excepción; disolvió la Milicia, y las Cortes Constituyentes, y restauró la Constitución de 1845.

Además añade una acta adicional por Real Decreto en septiembre de 1856 dando lugar al Acta Adicional a la Constitución de 1845.

En octubre de 1856, cuando llega Narváez al poder, lo anula. Por tanto va a durar muy poco.

Pero mientras duró, el Acta Adicional, limitaba los poderes de la Corona, fortalecía el Parlamento, y se modificaba la ley municipal.

Como ya hemos afirmado, llega Narváez al poder en octubre, iniciando el Bienio Moderado que sucedía al Bienio Progresista.

El Bienio Moderado comprende el Gobierno de Narváez de octubre de 1856 a octubre de 1857, seguido del gobierno centrista y luego de Istúriz.

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:

Al presionar "Recibir" estás dándote de alta y aceptas las condiciones legales de mailxmail

Cursos similares a Historia de España. Siglo XIX (2/2)


  • Vídeo
  • Alumnos
  • Valoración
  • Cursos
1. Historia de España. Siglo XIX (1/2)
La Historia de España en el siglo XIX está llena de matices y de hechos muy... [01/10/09]
1.702  
2. Historia de España
Descubre la historia de España en su totalidad, desde la época de los romanos hasta... [06/10/06]
27.107  
3. El crecimiento económico de España durante los siglos XIX y XX
La Revolución Industrial no afectó por igual a todas las economías, ya que algunas... [17/08/07]
3.264  

¿Qué es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail


Ponte al día de Historia con nuestros cursos gratis