12.170 cursos gratis
8.782.671 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Hidroterapia: ocio y bienestar

Autor: José Manuel Reyes
Curso:
8,50/10 (4 opiniones) |5261 alumnos|Fecha publicaciýn: 04/02/2005
Envýa un mensaje al autor

Capýtulo 12:

 Hidroterapia por Ana Alfonso Silva

Con este nombre se designan de manera general diversos métodos terapéuticos consistentes en la aplicación externa del agua al cuerpo, por procedimientos muy variados, como los baños o duchas tanto calientes como frías, alternas, hidromasajes, baños de asiento, baño de pies.

Desde la antigüedad se conocía los poderes curativos del agua. Los romanos apreciaban los beneficios sociales y para la salud del baño, y los griegos atribuían al agua propiedades curativas.

En los últimos tiempos ha resurgido el interés sobre la utilización del agua como medio de mantener la salud y el bienestar; así como para desintoxicar el organismo y estimular la respuesta del sistema inmunológico.

A los pacientes que han sufrido algunas fracturas, artritis, dolor muscular o articular o tengan exceso de peso, los baños en piscinas destinada a la hidroterapia constituyen un remedio ideal a estas dolencias, ya que libres del peso del cuerpo por la sustentación que ofrece el agua permite una mayor variedad de movimientos. Los músculos y las articulaciones pueden trabajar sin presión alguna.

Existen distintas técnicas utilizadas en hidroterapia:

a.- Chorros de burbujas que apuntan a distintas partes del cuerpo con el objeto de relajar los músculos. Este tratamiento resulta muy indicado para la curación de los problemas de circulación. El sistema de los chorros a presión sobre la espalda también alivia los dolores en esta parte del cuerpo, a la vez que activa la circulación y los órganos internos. b.- Baños o duchas de agua caliente son relajantes. Constituyen un excelente relajante muscular, además de desintoxicante. Si se frota el cuerpo con sal marina húmeda antes de tomar la ducha, las impurezas retenidas en la piel desaparecen con más facilidad y se mejora la textura de la piel. Se debe evitar las partes delicadas de la piel, como las mamas. c.- Baños o duchas de agua fría son estimulantes y energetizantes. Reducen el flujo sanguíneo, las inflamaciones, hematomas, y minimizan las lesiones hísticas. Ayudan a la constricción de los vasos sanguíneos demasiados dilatados, como las varices, existen evidencias de que si se toman durante seis meses o más pueden reducir la frecuencia e intensidad de los resfriados. d.- Baños o duchas alternas; es decir alternar el agua caliente y fría. Se debe empezar con agua caliente y terminar con agua fría. De este modo, se combinan los efectos beneficiosos del agua caliente como fría, lo que favorece la relajación de los músculos a la vez que la tonificación de la circulación (sangre y linfa). e.- Baño en sal de Epsom (sulfato de magnesio). Ayuda a aliviar los dolores de tipo reumático. f.- Baños de asiento, resultan muy indicados cuando se padecen menstruaciones dolorosas o inflaciones de la región pélvica, así como hemorroides, cistitis e incontinencia. g.- Baño turco, el objetivo de este tipo de baño es el de limpiar el organismo de toda impureza.

Consiste en empezar con baño en agua fría (sala frigidarium) seguido de agua templada (sala tepidarium), agua caliente (sala calderium) posteriormente se recibe un masaje que elimina las impurezas acumuladas en los poros, dilatados por la acción del calor. Finalmente, se recibe un baño de agua fría para cerrar los poros.

Relación de enfermedades dónde la hidroterapia resulta de gran
utilidad:

- Varices. - Hemorroides. - Cistitis. - Incontinencia. - Ciática. - Apoplejía. - Infertilidad masculina. - Problemas menstruales (dismenorrea, menorrea, amenorrea) - Síndrome premenstrual. - Problema de pechos (mastálgia). - Transpiración excesiva. - Eczema. - Urticaria. - Celulitis. - Durezas y callos (baños de pie) - Pie de atleta (baños de pie) - Estrés. - Enfermedades mentales à Baños calientes (38º) son
tonificantes, por tanto se utilizan en los enfermos mentales para combatir la excitación e irritabilidad nerviosa e inducir el sueño. - Artritis à Encontrar el equilibrio adecuado entre el reposo
de una articulación artrítica y el ejercicio puede ayudarle a vivir con la enfermedad. Mientras que las articulaciones inflamadas necesitan reposo, la falta de movimiento provocará rigidez y los músculos se tornarán débiles.

Por todo ello la hidroterapia constituye un buen método para aliviar los síntomas de la artritis. Al realizar los ejercicios en una piscina, el agua disminuye el peso corporal, lo que permite estirar las articulaciones sin forzarlas.

Precaución de la hidroterapia:

Se debe evitar la aplicación de calor húmedo y seco si padece hipertensión o problemas cardíacos.

Tampoco se debe realizar con vapor o baños de asiento durante los tres primeros meses de embarazo.

Ana Alfonso Silva.

Licenciada en Farmacia.

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:



MailxMail tratarý tus datos para realizar acciones promocionales (výa email y/o telýfono).
En la polýtica de privacidad conocerýs tu derechos y gestionarýs la baja.

Cursos similares a Hidroterapia: ocio y bienestar



  • Výdeo
  • Alumnos
  • Valoraciýn
  • Cursos
1. Encuentra tu bienestar
Este curso te brindará herramientas que contribuyan a tu bienestar emocional,... [29/04/08]
6.714  
2. Ancianos. Salud y bienestar
Ancianos, en algunos ciclos de la vida los seres humanos no tienen la capacidad de... [09/02/09]
2.354  
3. Meditación. Salud y bienestar
La meditación es ahora más fácil de lograr con nuestros vídeo-cursos ilustrativos,... [12/05/11]
393
Curso con video

ýQuý es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail