12.212 cursos gratis
8.342.773 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Gnosis - Curso de autoconocimiento

Autor: Horacio Chaves
Curso:
8,52/10 (227 opiniones) |38857 alumnos|Fecha publicación: 30/08/2004

Capítulo 30:

 Los cuatro caminos - El camino del fakir

La vida es una serie de acontecimientos o sucesos acompañados de su correspondiente estado de conciencia; cada uno de nosotros en la búsqueda de la verdad, en la búsqueda de si mismo, en la búsqueda del camino de la espiritualidad, de la autorrealización, esta accionado por causas ocultas impelentes.

Podemos diferenciar, en esa búsqueda afanosa de la realización, varios caminos relacionados con diferentes niveles de desarrollo interior. Todos los caminos, más o menos largos, más o menos duros, se esfuerzan por conducir al hombre hacia una misma dirección que es la autorrealización.

La realización, la inmortalización, no es una propiedad con la que nacen los seres, pero si pueden conquistarla. Los caminos son explicados de la siguiente manera:

1.- El camino del fakir.

2.- El camino del monje.

3.- El camino del yogui.

4.- El camino recto.

El camino del fakir.- Al escuchar esta palabra nos ubicamos inmediatamente en el oriente, particularmente en la enigmática y misteriosa India. En Persia el término "fakir" significa mendigo o mendicante. En la India los juglares, los saltimbanquis, se denominan a sí mismos fakires. Los europeos le dan el nombre de fakires a los yoguis, lo mismo que a los monjes errantes de diferentes órdenes.

Este camino largo, difícil y dudoso, es el de la lucha espantosa por desarrollar en sí mismo la fuerza de la voluntad física, vencer el dolor, lograr el poder sobre el cuerpo, objetivo que se consigue a través de sufrimientos, pasando por durísimas pruebas.

Todo el camino del fakir está hecho de ejercicios físicos increíblemente penosos. Se mantienen de pie en la misma posición, sin movimiento, alguno, durante horas, días, meses y años; o bien, sentados sobre una piedra desnuda bajo un sol implacable, bajo la lluvia, en la nieve, etc.; mantiene los brazos extendidos por tiempo indefinido o bien se torturan con fuego o con un hormiguero en el que ponen sus piernas desnudas, y así sucesivamente.

En 1902 el fakir Agastiya de Bengala, India alzó un brazo en forma recta por encima de su cabeza. Agastiya era un hindú para quien todos los placeres y dolores del cuerpo eran maya, una mera ilusión, Agastiya adoptó esa postura peculiar para la mente occidental partiendo de una convicción religiosa.

Durante los tres primeros meses después de haber adoptado esa postura, se experimentan dolores terribles a menos que uno verdaderamente sea un maestro del poder de la mente sobre la materia. Después de tres meses sin embargo mantener el brazo levantado es, en comparación, un juego de niños; ya para entonces el miembro está absolutamente rígido, con muy poca o ninguna circulación sanguínea. El brazo de Agastiya no cumplía absolutamente función alguna excepto por la palma, donde un pájaro había construido su nido. La articulación del hombro había quedado soldada de tal modo que aun cuando Agastiya hubiera querido bajar el brazo, no hubiera podido hacerlo. Ni siquiera la muerte del fakir, ocurrida en 1912, logró que el brazo descendiera a descansar en su costado. Cuando Agastiya fue depositado en su fosa para su último descanso, el brazo seguía extendido y con la palma abierta.

Otro fakir se había mantenido día y noche, durante 20 años sobre la punta de los dedos de los pies. Ya no podía enderezarse ni desplazarse, sus discípulos lo transportaban, lo llevaban al río, donde lo lavaban como a un objeto.

Si el fakir no se muere, desarrolla en él lo que puede llamarse voluntad física, pero esto no significa la creación del cuerpo de voluntad consciente o cuerpo causal.

Además sus funciones emocionales, intelectuales, etc., permanecen sin desarrollo. Ha desarrollado efectivamente, su voluntad física, pero no tienen en que poderla aplicar, no puede hacer uso de ella para adquirir el conocimiento o perfeccionarse a sí mismo. Por lo general esta demasiado viejo para iniciar un nuevo trabajo.

Algunos de ellos no siguen este camino por sentimientos religiosos o porque comprendan las diferentes posibilidades de desarrollo interior, sino por simple imitación causada por el impresionismo al ver a otros fakires. Muchos de ellos se entregan a un ascetismo fanático tanto el Oriente con en el Occidente del mundo por que quieren pagar con dolor sus malas acciones o su incapacidad de vencer las tentaciones; para ello se flagelan sin misericordia, aman el dolor por el dolor mismo, ignoran que el cuerpo físico es el templo del Dios vivo. Nadie se realiza con el dolor, por que el dolor es el yo.

Bien vale la pena además, comentar lo que al respecto dice el Bhagavad Gita, el canto del Señor, libro sagrado Indostánico: "Los hombres que practican severas austeridades no recomendadas por las escrituras, sólo por ostentación o egoísmo, esos apegados y concupiscentes, desprovistos de sensatez, torturan a todos los órganos del cuerpo, y a mi también que moro dentro del cuerpo. ¡Conócelos, son de propósitos demoníacos!".

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:

Al presionar "Recibir" estás dándote de alta y aceptas las condiciones legales de mailxmail

Cursos similares a Gnosis - Curso de autoconocimiento


  • Vídeo
  • Alumnos
  • Valoración
  • Cursos
1. Gnosis en la vida diaria
En este curso se pretende que los alumnos sean capaces de asimilar el conocimiento... [30/11/06]
2.873  
2. El autoconocimiento. Su importancia e influencia
Te presentamos un curso en el cual hablaremos sobre el autoconocimiento y sobre... [02/12/11]
10  
3. Asertividad y autoconocimiento. Conceptos y técnicas de autoayuda
¿Qué es la asertividad ? ¿Qué significa ser asertivos ? ¿Cuál es la relación... [13/04/11]
1.156  

Capítulos del curso


¿Qué es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail


Ponte al día de Psicología con nuestros cursos gratis