12.176 cursos gratis
8.741.362 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Capítulo 4:

 La colonización del áfrica islámico-mediterránea

Los comienzos de la presencia y conquista europeas en esta extensa región africana se sitúan en el siglo XV: en 1415 Portugal ocupa Ceuta y en 1497 España conquista Melilla y otros puertos norteafricanos del Magreb. En todo el norte de África los poderes locales están en manos de soberanos indígenas o de representantes de la soberanía turca desde el siglo XVI. Por todas estas zonas actúan los corsarios, que forman verdaderas corporaciones que entran en conflicto con los soberanos de Argel y Túnez y los sultanes de Marruecos. En Argel se constituye en 1518 una Regencia bajo soberanía otomana llegando a ser la principal base turca en Occidente, y en Túnez un bey impone su autoridad también bajo la soberanía de Estambul. Todos estos puertos comercian con Europa durante los siglos modernos. Mientras, Marruecos construye un Estado monárquico organizado en el siglo XVI, con capital en Marrakech, bajo la dinastía saadiana, continuado en el XVII por la dinastía alauita al frente del sultanato, con capital en Mekines. Esta situación se mantiene hasta inicios del siglo XIX. Así, en el África mediterránea los diferentes países desde Argel a Trípoli continúan bajo el yugo turco y en el Magreb, Marruecos se declara independiente mientras Egipto se organiza como un Estado con una práctica autonomía.

Es a inicios del siglo XIX cuando se activa la presencia y acción coloniales europeas en el norte de África, centrándose tal acción principalmente en torno al Magreb por los franceses y el Nilo por los ingleses. En principio, como consecuencia de los enfrentamientos y rivalidades entre Francia e Inglaterra en los años de la Revolución y el Imperio (1789-1815), el norte de África se incluye en la esfera de la actividad política y militar de ambas potencias con las luchas entre franceses e ingleses en Egipto. Tras estos episodios, y ya avanzado el siglo XIX, Francia e Inglaterra se interesarían por controlar Argelia y Egipto, iniciándose su decidida acción colonial en esta región.

Así, cuando Francia se decide a actuar en Argelia, ésta se encontraba la soberanía del Imperio turco. Desde tiempos anteriores había relaciones comerciales entre franceses y argelinos, que desde 1827 desembocan en rivalidades y choques aprovechados por el rey galo Carlos X, para, con el pretexto de dominar la piratería argelina en el Mediterráneo, enviar una expedición militar que invadió Argel en 1830 y tras la capitulación del “bey”, ocupa la ciudad y parte de Argelia, con lo que se inicia la conquista francesa, que se divide en varias fases: desde 1830 a 1847, con las luchas con los autóctonos; entre 1848-1857 se incorpora toda Argelia a la soberanía francesa aunque se producirán incidentes hasta 1871. La conquista fue seguida por la ocupación y la colonización estableciéndose en el país colonos europeos, y así a la fase citada de conquista y ocupación del país por los militares entre 1830 y 1870, siguió desde 1870 a 1930 la nueva fase de los colonos, con el poblamiento francés del territorio argelino. Francia, extendiéndose desde Argelia ocupó Túnez bajo un régimen de protectorado, por el Tratado de Bardo firmado con el “bey” de Túnez en 1881 y la Convención de Marsa en 1883, que se prolongó hasta mediados del siglo XX.

Por otra parte, en Egipto se enfrentaron ingleses y franceses en 1798-99, y posteriormente Mehemet Alí estableció las bases del Estado moderno entre 1805 y 1847 consiguiendo una práctica autonomía respecto al Imperio turco. Desde 1848, bajo el gobierno de sus sucesores, ingleses y franceses rivalizaron por obtener concesiones económicas en Egipto, y así mientras Gran Bretaña logró la de la construcción del ferrocarril Alejandría-El Cairo-Suez en 1850, Francia consiguió en 1854, gracias a las gestiones del ex cónsul Lesseps la construcción y explotación del Canal de Suez, que es inaugurado en 1869. El entonces “jerife” de Egipto, Ismail, que poseía casi la mitad de las acciones del Canal, las vendió en 1874 a Inglaterra, que a partir de entonces controló el Canal junto con Francia. Sin embargo, Londres fue imponiendo desde entonces de manera progresiva su presencia y su dominio sobre Egipto, que es ocupado militarmente en 1882 y puesto bajo tutela de Gran Bretaña, que estableció un protectorado sobre el país del Nilo. Finalmente, las rivalidades franco-británicas se resolvieron con un acuerdo entre ambos países en 1904 que repartía el norte de África entre ambas potencias: Francia se quedaría con Marruecos, Argelia y Túnez, mientras Gran Bretaña controlaría Egipto.

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:



MailxMail tratará tus datos para realizar acciones promocionales (vía email y/o teléfono).
En la política de privacidad conocerás tu derechos y gestionarás la baja.

Cursos similares a Colonización de África. El comercio de esclavos y la era abolicionista



  • Vídeo
  • Alumnos
  • Valoración
  • Cursos
1. Claves de la historia de la Biología
La Biología se ha desarrollado a lo largo del tiempo gracias a las aportaciones de... [23/12/02]
31.448  
2. Irak: historia de un país amenazado
Después de las numerosas amenazas de guerra que ha recibido Saddam Hussein por... [11/02/03]
11.955  
3. El color: teoría, historia y significado
¿Quien no ha sentido la curiosidad por conocer como pintaban los antiguos, como... [28/01/05]
75.490  

¿Qué es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail