12.170 cursos gratis
8.767.792 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Autoayuda. Superación personal

Autor: Maite Nicuesa Guelbenzu
Curso:
8,67/10 (3 opiniones) |1849 alumnos|Fecha publicaciýn: 18/05/2009
Envýa un mensaje al autor

Capýtulo 4:

 Eternidad

Quizá el mayor temor que me produce fotocopiar mi alma sobre un papel es que la finitud del folio y su posible corrupción con la cuchilla de unas simples tijeras me recuerda mi propia finitud y mi propia corrupción. Quiero creer que aquello que dije acompañado de la palabra siempre seguirá siendo cierto al margen de una hoja de papel o del sonido de mi voz. Y es que cuando dije aquello que sabía que sería para siempre me resistí a pronunciar esta coletilla de eternidad nuevamente por temor a aceptar la realidad. No la realidad de una historia de ficción sino la realidad de mi vida. Es más me aferré no a mi presente sino al suyo y le dije te quiero sabiendo que esa sería la última vez que se lo diría. Pero aunque no pronunciase la palabra siempre yo confié en su capacidad de inferencia para deducir de mi voz llorosa y apagada una fuerza valiente que trascendía las fronteras que separan este mundo del otro. En ocasiones siento que aquel siempre mudo es el eco que le despierta cada mañana al otro lado del cielo.

Creo que mi última tarde dentro de su conciencia fue un encuentro de promesas no escritas ni tan siquiera pronunciadas. Prometí amor eterno y prometí un reflejo de ese amor en la escritura. Recuerdo que pensé: juro que escribiré sobre ti. El problema es que lo dije tan bajo para mis afueras o tan alto para mis adentros que no sé si él me escuchó. Pero no he dejado de hacer otra cosa desde que él murió. El papel y la voz que aquella tarde desperdicié se ha convertido en rollos de palabras que se deslizan tras de mí por las escaleras de mi casa. Yo no abandono mi alma encima de una estantería o dentro de un cajón. El alma que me encantaría pudiese dejar de ser mía para poder entregarle todo lo que aquella tarde no pude ofrecerle. Y es que aquella tarde me quedé sin voz y sin folios.

Mensaje de la historia: Nunca se olvida a una persona fallecida que formó parte de nuestra historia pero es insano quedarse anclado en el ayer. Por esta razón, debemos mirar con agradecimiento a aquellos que nos quisieron en el pasado. A lo largo de los años el ser humano acumula una amplia experiencia vital sobre sus espaldas. La forma más esperanzadora de enfrentar el futuro es recordar lo agradable y olvidar en la medida de lo posible los malos momentos y los problemas. Es imposible olvidar pero no es imposible evitar recrearse en el dolor. Hacerlo o no hacerlo depende únicamente de una decisión personal.

Capýtulo siguiente - Amor y fé
Capýtulo anterior - Superación. Querido diario

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:



MailxMail tratarý tus datos para realizar acciones promocionales (výa email y/o telýfono).
En la polýtica de privacidad conocerýs tu derechos y gestionarýs la baja.

Cursos similares a Autoayuda. Superación personal



  • Výdeo
  • Alumnos
  • Valoraciýn
  • Cursos
1. Superación personal
Usted tendrá en este curso una serie de frases motivacionales que pueden cambiar su... [04/05/06]
6.403  
2. Superación personal y crecimiento interior
Más que un curso esta serie de escritos surge con la finalidad de llevar de la mano... [11/02/08]
4.506  
3. Tener éxito. Superación personal
Curso sobre superación personal y ¿Qué es superación personal? Bueno, este es un... [27/04/11]
852  

ýQuý es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail