12.176 cursos gratis
8.741.981 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Capýtulo 4:

 Trabajo en la noche

Situado en ese lugar en el que puedas estar plenamente contigo, procedes a cumplimentar las siguientes 7 formulaciones:

1º ¿QUÉ ME HA ENSEÑADO Y EN QUÉ ME HA BENEFICIADO AQUELLO QUE HOY NO HA OCURRIDO COMO YO QUERÍA?

¿Qué me ha traído de positivo lo negativo? Todo lo que nos sucede en la vida está bajo la inteligencia cósmica y de alguna forma participa de un impulso evolutivo; se trata de una especie de intencionalidad translógica, a veces muy sutil que subyace detrás de cada acontecimiento no casual, mediante la que aprendemos, maduramos y crecemos. Hasta los acontecimientos más, aparentemente estériles y dolorosos, tales como el pinchazo de una rueda a medianoche con prisa y en plena lluvia, o bien la pérdida de una llave, o simplemente un cambio inesperado de planes, la pérdida de la pareja, de un trabajo, una enfermedad..., conllevan un mensaje personalizado de evolución, enseñanza y beneficio posterior. En este ejercicio se trata de descubrir el propósito evolutivo del Universo al hacerte pasar por los momentos llamados duros o frustrantes. Para ello, se te pide que observes y clarifiques con generosidad la Ley que subyace tras los mismos. Conforme repases el día, descubrirás cómo efectivamente, tras los llamados acontecimientos desagradables y considerados como "negativos", la Vida "hace de las suyas" trazando cambios, aprendizaje y afortunados desenlaces posteriores. Recuerda el aforismo tan popular como sabio que afirma:

El destino escribe recto con líneas torcidas E incluso la Filosofía Perenne cuando afirma: Azar es el nombre que se da a una ley desconocida Existe un relato oriental que habla sutilmente de esta Ley:

"En una lejana comarca allí donde el sol aparece cada mañana, vive Long Ching, un anciano de frágil cuerpecillo y larga barba blanca. Sus modales serenos y su palabra siempre cuidadosa y amable, hacen de él un hombre respetado por todos los que lo conocen, que incluso afirman que Long Ching fue en su juventud iniciado en los misterios de la antigua sabiduría. Así que su prudencia y sobriedad es siempre objeto de admiración de todos los que lo conocen, incluido su propio y único hijo que con él vive. Aquel día, los vecinos del poblado de Kariel se encontraban muy apenados. Durante la pasada tormenta las yeguas de Long Ching habían salido de sus corrales y escapado a las montañas, dejando al pobre anciano sin los medios habituales de subsistencia. El pueblo sentía una gran consternación por lo que no dejaban de desfilar por su honorable casa y decir repetitivamente a Long Ching: ¡Qué desgracia! ¡Pobre Long Ching! ¡Maldita tormenta la que cayó sobre tu casa! ¡Qué mala suerte ha pasado por tu vida! Tu casa está perdida... Long Ching, amable, sereno y atento, tan sólo decía una y otra vez: Puede ser, puede ser... Al poco sucedió que el invierno comenzó a asomar sus vientos trayendo un fuerte frío a la región, y ¡oh sorpresa!, las yeguas de Long Ching retornaron al calor de sus antiguos establos, pero en esta ocasión preñadas y acompañadas de caballos salvajes encontrados en las montañas. Con esta llegada, el ganado de Long Ching se había visto incrementado de manera inesperada. Así que el pueblo, ante este acontecimiento y sintiendo un gran regocijo por el anciano, fue desfilando por su casa, tal y como era costumbre, para felicitarlo por su suerte y su destino. ¡Qué buena suerte tienes, anciano! ¡Benditas sean las yeguas que escaparon y aumentaron tu manada! La vida es hermosa contigo, Long Ching... A lo que el sabio anciano tan solo contestaba una y otra vez:

Puede ser, puede ser. Pasado un corto tiempo, los nuevos caballos iban siendo domesticados por el hijo de Long Ching, que desde el amanecer hasta la puesta del sol no dejaba de preparar a sus animales para sus nuevas faenas. Podría decirse que la prosperidad y la alegría reinaban en aquella casa. Una mañana como cualquier otra sucedió que uno de los caballos derribó al joven hijo de Long Ching, con tan mala fortuna que sus dos piernas se fracturaron en la caída. Como consecuencia, el único hijo del anciano quedaba impedido durante un largo tiempo para la faena diaria. El pueblo quedó consternado por esta triste noticia, por lo que uno a uno pasando por su casa decía al anciano. ¡Qué desgraciado debes sentirte, Long Ching!, le decían apesadumbrados. ¡Qué mala suerte, tu único hijo! ¡Malditos caballos que han traído la desgracia a la casa de un hombre respetable! El anciano escuchaba sereno y tan sólo respondía una y otra vez:

Puede ser, puede ser... Al poco, el verano caluroso fue pasando y cuando se divisaban las primeras brisas del otoño, una fuerte tensión política con el país vecino estalló en un conflicto armado. La guerra había sido declarada en la nación y todos los jóvenes disponibles eran enrolados en aquella negra aventura. Al poco de conocerse la noticia, se presentó en el poblado de Kariel un grupo de emisarios gubernamentales con la misión de alistar para el frente a todos los jóvenes disponibles de la comarca. Al llegar a la casa de Long Ching, y comprobar la lesión de su hijo, siguieron su camino y se olvidaron del muchacho que tenía todos los síntomas de tardar en recuperarse un largo tiempo. Los vecinos de Kariel sintieron una gran alegría cuando supieron de la permanencia en el poblado del joven hijo de Long Ching. Así que, de nuevo, uno a uno fueron visitando al anciano para expresar la admiración que sentían ante su nueva suerte.

¡Tienes una gran suerte, querido Long Ching!, le decían ¡Bendito accidente aquél, que conserva la vida de tu hijo y lo mantiene a tu lado durante la escasez y la angustia de la guerra! ¡Gran destino el tuyo, que cuida de tu persona y de tu hacienda, manteniendo al hijo en casa! ¡Qué buena suerte, Long Ching, ha pasado por tu casa! El anciano mirando con una lucecilla traviesa en sus pupilas tan sólo contestaba: Puede ser, puede ser...

Tal vez podemos afirmar que todo lo que sucede es "causal" y no precisamente casual. Y el hecho de realizar este ejercicio diariamente y averiguar la positividad global que subyace en el devenir, te posibilitará a capacitaciones insospechadas. De todas formas es posible que existan días en los que sientas no haber vivido nada de lo llamado "negativo". Entonces, no importa, pasa la pregunta y espera a que el proceso de comprensión madure. Una vez visto, exprésalo, aunque éste haya sucedido días antes. Recuerda que aunque en principio parezca difícil de comprender, los hechos son neutros, son tan solo las interpretaciones y perspectivas de los mismos los que los convierten en buenos o malos. Sin duda una acción en la que podemos ocupar un papel activo y responsable.

2º ¿A QUIÉN O A QUÉ HE BENEFICIADO HOY?
A través de este ejercicio te dispones a desarrollar consciencia de tu propia contribución a la vida y al mundo. Los beneficios de una actitud de "servicio a la vida" son tan espectaculares y extraordinarios que no sólo incrementan nuestra satisfacción y paz interior, sino también la autoestima e incluso nuestro atractivo personal. Cada uno sabe, en su propia profundidad, la calidad de la llama que puede encenderse viviendo una vida desde la perspectiva de la propia disponibilidad y ofrecemiento.

No es cuestión de cuánto se hace sino de cuánto amor se pone en los actos. Teresa de Calcuta.

Independientemente de los beneficios inmediatos de sintonizarse con la corriente del "dar", frente a la del "obtener", existen demasiados textos coincidentes en los archivos de sabiduría de la Humanidad, afirmando que aquello que realmente das, regresará de manera abundante y multiplicada.Aquello que siembres, recogerás.

Es seguro que el hombre que procura la felicidad del otro, no puede ser desgraciado. Epicuro La actitud de generosidad tiene un extraordinario alcance, tanto desde la perspectiva del ordenamiento y equilibrio interpersonal de los ecosistemas, como desde la perspectiva de las neurociencias. Por el momento, tan solo se te solicita que durante los próximos 40 días, experimentes este apartado de manera más consciente que la habitual y te mantengas en atención permanente a ello.

El que da al que lo necesita, en realidad hace un préstamo al Universo. Victor Hugo

A lo largo de este Proceso se trata de que estés en estado de atención, para realizar ese potencial de amor que eres y dispones. Un "darte o verterte" que señala fundamentalmente calidad. La sabiduría primordial nos lo cuenta a través de breves relatos sufíes que suponen, por otra parte, verdaderos tratados de "Tecnología del Éxito" El Barquero que cruzaba a las gentes de orilla a orilla del Gran Río, había trabajado todo el día y se sentía muy cansado. Ya era casi de noche y había orientado su barca en dirección a casa, cuando de pronto desde la orilla, suena la campana de un caminante que necesita cruzar el río para acceder a la posada y allí pasar la noche.

Es tarde. Me voy a casa! Por favor, un último servicio, necesito llegar a la Posada. Decía la voz desde la orilla. Tras una intensa duda, el Barquero se dice a sí mismo: Bueno, volveré a por el viajero, al fin y al cabo será la obra buena del día.

Al reorientar la barca, se produce un choque con un objeto: ¡Es un cofre lleno de monedas de oro!... En una gran parte de los relatos de sabiduría Milenaria, o bien es un cofre, o bien un pez que arroja un gran diamante..., sin embargo aunque estos sucesos de retorno sean ciertos, la verdadera y más gozosa actitud de servir a la vida es totalmente altruista, sin esperar nada a cambio. Haz cada día tu baraka, tu buena obra del día y disponte a activar:

El supremo gozo de ser útil Durante los próximos 7 días permanece en atención para poder mirar allí donde puedas ayudar o darte un poco más de lo que habitualmente te das. En realidad puedes preguntarte al tratar a los demás ¿en qué puedo ayudar a esta persona? Y como bien dice el aforismo popular. La mejor manera de relacionarse con los demás es pensar en cómo se les puede facilitar

3º ¿EN QUÉ HE PROGRESADO HOY? Una vida que tiene propósitos y aspiraciones, es una vida que mantiene el crecimiento sostenido. Y se sabe que tan solo caemos y envejecemos cuando dejamos de crecer. Un crecimiento que a partir de determinadas etapas se centra de manera prioritaria en el interior, en la conquista de la sabiduría. En este sentido se puede nuevamente hablar de que "creamos lo que creemos", y es por ello que tras haber definido y "afirmado" el tipo de persona y el tipo de vida a la que quieres nacer (formulación número 2 de la mañana), van a "suceder" acontecimientos internos y externos que te van a llevar precisamente a lo que afirmas querer. Estos acontecimientos, muchas veces bajo la apariencia de casuales serán producidos con tus acciones, a veces pequeñas y más o menos conscientes, y que inevitablemente significan progreso.

Mientras que éxito significa conseguir nuestros objetivos, hay niveles superiores de satisfacción que no precisan estrictamente la consecución de logros, sino darse cuenta de que estos han sido conseguidos y la vida es un sostenido crecer y crear.

Merece la pena que repases los logros diarios por pequeños que éstos sean. Todos los días, y a poco que hayas mantenido atención a los objetivos que te has propuesto vas a tener algo en que afirmar tu progreso, por sutil que éste haya sido.

Lo importante es observar la tendencia. En realidad los fallos en el sentido "culpa" no existen. Los fallos son experiencias generadoras de aprendizaje.Recuerda que el niño lo que primero aprende es a caminar, y ello lo hace cayendo y tan solo cayendo. Sabemos que "falla" alrededor de 1.800 veces antes de aprender. Y este programa didáctico de progreso sostenido está profundamente inscrito en nuestro inconsciente.

El llamado "fracaso" contiene las semillas del éxito Con este ejercicio vas a recordar a tu subconsciente que vas a más, que eres capaz de progresar y que tu vida se encuentra en la rampa de un gran despegue. Durante los próximos 7 días, centra tu atención en los propios progresos.

4º AGRADECIMIENTO DEL DÍA Despídete del día dando las gracias al Universo por todo lo vivido y aprendido. El que "da las gracias" es el verdadero rico, y termina por experimentar en su mente la conciencia de abundancia. Además..., siempre hay algo que agradecer.

Por más que uno quiera racionalizar y controlar los pormenores de su vida, El Misterio de nuestra existencia se expresará demandando un reconocimiento de su grandeza y totalidad.

En este punto, procede a establecer una conexión con el Ser, teniendo en cuenta que lo haces cuando te dispones a penetrar el Universo infinito y profundo de la mente subconsciente y supraconsciente. La mente del ser humano y su honda infinitud trascienden las leyes de la lógica y la razón.

¿Qué mejor momento para abrirse a una incondicional entrega y conexión con los valores espirituales de la existencia? ¡¡¡ Gracias al Universo por el día de hoy !!!

Capýtulo siguiente - Resumen de instrucciones
Capýtulo anterior - Trabajo de la mañana

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:



MailxMail tratarý tus datos para realizar acciones promocionales (výa email y/o telýfono).
En la polýtica de privacidad conocerýs tu derechos y gestionarýs la baja.

Cursos similares a Autoayuda. Reinvéntate a ti mismo



  • Výdeo
  • Alumnos
  • Valoraciýn
  • Cursos
1. Autoayuda. Eres el resultado de ti mismo
Autoayuda . Eres el resultado de ti mismo , hemos recibido una serie de creencias... [12/11/09]
1.434  
2. Autoayuda
Cada persona puede ayudarse a si misma, tenemos el medio, solo es necesario... [21/12/05]
3.585  
3. Autoayuda. La confluencia
Autoayuda. La confluencia es un mecanismo de defensa psicológico que consiste en... [11/12/09]
529  

ýQuý es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail