12.176 cursos gratis
8.742.315 alumnos
Facebook Twitter YouTube
Busca cursos gratis:

Aprender a perdonar para mejorar

Autor: Mariana Figueroa
Curso:
8/10 (1 opiniýn) |84 alumnos|Fecha publicaciýn: 14/11/2011
Envýa un mensaje al autor

¿Cuántas veces hemos sido ofendidos, lastimados o heridos y hemos pensado o sentido que jamás podremos perdonar a nuestro ofensor? ¿Cuántas veces has escuchado la frase “yo perdono pero no olvido”? El perdón no es un sentimiento sino una decisión. Perdonar es algo muy difícil de lograr debido a que no entendemos su proceso. En este curso breve, conoce pautas para lograr iniciar el perdón.

La falta de perdón nos agobia, nos entristece, nos hace llorar, nos enferma, crea sentimientos de rabia y venganza y estos son solo algunas de las consecuencias de la falta de perdonar. Esto crea un desequilibrio emocional que podría generar grandes consecuencias a nivel físico. Las emociones son procesos psicológicos que frente a una amenaza a nuestro equilibrio éstas actúan para restablecerlo. Pero en algunos casos, las emociones influyen en la contracción de enfermedades.

Gracias a los estudios derivados de la PNI (Psico-Neuro-Inmunología), se ha descubierto un vínculo físico (sinapsis), entre células del sistema nervioso y del sistema inmunológico, haciendo a estos dos sistemas humanos, interdependientes.

Descubierto que existe una relación entre mente y cuerpo y que la falta de equilibrio en uno de ellos, afecta el buen funcionamiento del otro y que la enfermedad afecta tanto al cuerpo como a la mente; podemos decir que el perdonar es necesario para tener una vida armónica y saludable. Así que mientras menos sufrimiento, menos dolor interno y menos emociones perturbadoras tengamos, mejor estará nuestro cuerpo y nuestra salud.

El odio y el rencor han sido asociados con el cáncer. Por eso por nuestro propio bienestar físico, emocional y espiritual es necesario sacar de nuestro interior esas emociones de falta de perdón que solo nos atrasan en nuestro crecimiento espiritual, nos enferman y nos consumen. Los beneficios son enormes tanto para nosotros como para las personas que nos rodean incluyen a la persona que nos hirió.

Los pasos necesarios para poder perdonar a quien nos ofendió son:

-Reconocer el efecto que nos causa la falta de perdón en nuestro cuerpo y nuestra salud. Entender que cargar nuestro interior con esos sentimientos solo nos hace daño a nosotros mismos. Además, a niveles espirituales ese odio genera karma.

-Comprensión. Ponte en el lugar de la otra persona y compréndelo. Nada mejor para entender al otro que ponerte en sus zapatos. Posiblemente solo fuiste el medio para que esa persona sacara de su interior un dolor que para nada tenía que ver contigo. Piensa que quizás esa persona tiene muchos problemas y tú solo has sido el detonante para sentirse aliviado.

-Conserva tu paz. Estar en paz con uno mismo es parte de ese proceso de comprensión y de perdón. Tu paz te permite dejar a un lado las emociones de ira, rencor, odio, venganza, etc. Reconoce en tu ofensor la Divinidad y llénalo de tu paz. La carga más pesada que se puede llevar sobre la espalda del alma es un bulto lleno de resentimientos.

-Enfócate en las cosas buenas que has compartido con tu ofensor. Busca en tus recuerdos los gratos momentos y olvida los malos. Recuerda que todos en esta vida hemos tenido nuestros corajes, momentos de ira en los que hemos dicho cosas que no queríamos decir. Nadie es perfecto. “El que esté libre de pecado que tire la primera piedra.” No es malo tener nuestros momentos de ira, lo importante es saber qué hacer con ella.

-No te salgas del tema del conflicto. No te vayas más allá de la ofensa que has recibido. El comenzar a buscar en tus recuerdos lo que hará será agrandar la situación y por consiguiente empeorarla. Limítate al asunto en cuestión y trata de no hacerlo peor ni más grande de lo que es. Esto sucede mucho cuando discutimos con nuestra pareja. Empezamos a sacar cosas del pasado y a mezclarlos con la situación del momento lo que agrava la situación.

-Evita los comentarios innecesarios y destructivos contra la o las personas a las que te cuesta perdonar. Este tipo de comentarios únicamente incrementa el enfoque erróneo que tienes de los acontecimientos. También evita volver a repasar una y otra vez el momento, solo para sentirte mártir o víctima. Eso, solo te hace daño a ti mismo.

-No se trata de quien gana. Muchas veces nos cuesta perdonar porque pensamos en que si cedemos, si perdonamos le estaremos dando la razón a la otra persona y sentimos que hemos perdidos. Esperamos siempre que la persona que nos ofende sea quien venga de rodillas a pedirnos perdón. Pero la realidad es que si no damos el primer paso, si no le decimos a esa persona “te perdono por la ofensa que me hiciste” esa persona también reaccionará de la misma forma, va a vibrar en la energía del perdón. De ahí se dará la reconciliación.

-Olvida y pasa la página. Olvidar es una decisión, un acto voluntario. Olvidar no significa borrar, ese hecho queda registrado en nuestra memoria, pero cuando perdonamos ya no nos afecta ni necesitamos invocarlo y nos sentimos en paz. Si cuando recuerdas el evento lo sufres entonces no has perdonado. Pasar la página significa que continúas tu vida hacia delante, sin mirar al pasado, sin vivir en recuerdos tristes o negativos. La recomendación de pasar la página es positivo cuando se trata de conflictos familiares. La familia no se puede descartar ni borrar de tu vida. Los efectos negativos en las emociones a corto y largo plazo son terribles. Así que en estos casos es mejor pasar la página en lugar de arrancarla. Se arranca la página cuando es alguien que no está ligado a ti. Por ejemplo un amigo, un conocido, etc. En estos casos, si la ofensa es una muy grande lo más recomendable es dejar ir a esa persona, en amor y perdón. “Te perdono, pero ya no estarás en mi vida”. No tienes que obligarte a tener en tu vida un ofensor. Eso sucede en las relaciones de pareja donde el esposo es un ofensor, un maltratante y la mujer continúa perdonando y permitiendo porque es su esposo. En estos casos es aconsejable arrancar la página y seguir hacia delante, libre de resentimientos, pero sin la obligación de dejar esta persona en tu vida. No existen las victimas… nosotros escogemos serlo, escogemos permitir el abuso y la ofensa. Nadie nos puede dañar si nosotros no lo permitimos.

-Deja de vivir en el pasado. Vive el aquí y el ahora. Deja atrás el pasado, en especial aquellos recuerdos de dolor y sufrimiento. Eso consume a quien vive de recuerdos, lo atormenta. Vivir el aquí y el ahora significa que vives cada momento y lo disfrutas, enfocándote solo en lo que vives a diario, cada segundo, cada minuto. El pasado ya pasó y no puedes cambiarlo. Déjalo ir. No gastes tu energía en el pasado ya que por más que quieras ya no puedes hacer nada para cambiarlo. Conozco personas adultas que han mal gastado su vida viviendo de recuerdos, de lo que pudo ser y no fue. Eso es muy triste. Utiliza tus malas decisiones del pasado como herramientas de aprendizaje. Que te ayuden a no volver a cometer los mismos errores. Toda experiencia negativa se convierte en positiva cuando reconoces tus faltas.

-Confía en Dios. Sea cual sea tu creencia, no importa en lo que creas o quien creas, confía en esa fuerza superior que te da la fortaleza para lograr cualquier cosa que te propongas. Nuestras capacidades son ilimitadas, solo tenemos que confiar en esa Fuerza Divina que hay en nosotros. Si practicas la oración, la meditación o cualquier otra disciplina espiritual esta te puede ayudar a lograr la paz y la armonía que necesitas para superar cualquier conflicto que se te presente.-Deja de vivir en el pasado.  Vive el aquí y el ahora.  Deja atrás el pasado, en especial aquellos recuerdos de dolor y sufrimiento. Eso consume a quien vive de recuerdos, lo atormenta.  Vivir el aquí y el ahora significa que vives cada momento y lo disfrutas, enfocándote solo en lo que vives a diario, cada segundo, cada minuto.  El pasado ya pasó y no puedes cambiarlo.  Déjalo ir.  No gastes tu energía en el pasado ya que por más que quieras ya no puedes hacer nada para cambiarlo.  Conozco personas adultas que han mal gastado su vida viviendo de recuerdos, de lo que pudo ser y no fue.  Eso es muy triste.  Utiliza tus malas decisiones del pasado como herramientas de aprendizaje. Que te ayuden a no volver a cometer los mismos errores. Toda experiencia negativa se convierte en positiva cuando reconoces tus faltas.

-Confía en Dios.  Sea cual sea tu creencia, no importa en lo que creas o quien creas, confía en esa fuerza superior que te da la fortaleza para lograr cualquier cosa que te propongas. Nuestras capacidades son ilimitadas, solo tenemos que confiar en esa Fuerza Divina que hay en nosotros.  Si practicas la oración, la meditación o cualquier otra disciplina espiritual esta te puede ayudar a lograr la paz y la armonía que necesitas para superar cualquier conflicto que se te presente.

Sobre el curso rýpido

Nuestras novedades en tu e-mail

Escribe tu e-mail:



MailxMail tratarý tus datos para realizar acciones promocionales (výa email y/o telýfono).
En la polýtica de privacidad conocerýs tu derechos y gestionarýs la baja.

1 opiniýn de Aprender a perdonar para mejorar

Valoraciýn usuarios: 8/10
Bien
8/10

Sobre: Aprender a perdonar para mejorar- 14/11/2011
Un curso interesante, nos hace pensar en el perdón, un tema frágil en esta sociedad.
Re: Claro

02/12/2011
Perfectamente Mariel.... un tema fragil y al cual no muchas personas le dan la importancia que merece. El perdonar tiene muchisimos beneficios tanto en nuestra salud mental, emocional y fisica. Algo tan sencillo y tan... leer mýs »
  

Ver mýs opiniones de "Aprender a perdonar para mejorar"



Cursos similares

Saber perdonar
2.603 alumnos  
Es verdad que cuando nos lastiman, tanto emocional como físicamente, hay una serie... [16/05/08]
Relación. Consejos para mejorar el romance
71 alumnos  
Se tiene la idea que el romance es un concepto ajeno a la mayoría de las parejas,... [26/10/11]
El teatro cómo actividad para mejorar la asertividad
4.481 alumnos  
Asertividad se refiere a la conducta interpersonal que implica la expresión directa... [02/11/07]


ýQuý es mailxmail.com?|ISSN: 1699-4914|Ayuda
Publicidad|Condiciones legales de mailxmail